Daniel Fragoso**

Evolucionamos fieles al destino de nuestra especie
fuimos observados y alcanzamos nuestra máxima belleza,
sin embargo, las manecillas no corren en sentido inverso
ni las mariposas suelen transformarse en larvas,
únicamente nosotros nos convertimos en polvo.

040913*

Odio a las palomas
que infectan las plazas,
las ciudades inmensas,
y los edificios ajados
por sus garras y sus nidos.
Odio su plumaje gris,
la mutación de ellas
en otra generación
y otra generación.
Odio su poder para sobrevivir.
Odio salir cada día
a jugarme un infarto
pensando encontrarme.

Marzo*

Me estoy destruyendo estruendosamente
tratando de ocultar en cada sonido
la verdad inasible de ser un niño miedoso
que intenta ser un hombre,
alguien que toma las riendas de su destino.
A nadie puedo culpar de este estigma.
Nadie tiene más culpa que yo,
que soy el que reconstruye en todas las horas
buenas de tu recuerdo
los eslabones de esta cadena
que forjó mi nombre.

El monstruo*

Cultivo una y otra vez un jardín
intentando dominar la naturaleza,
me aferro al intento de asir la armonía,
no podría ser diferente,
me estrangula mi sentido humano
de modificar mi entorno,
hacer algo feo donde antes existió belleza.

*Textos incluidos en
El monstruo. Poemas sueltos 2013-2019 de Daniel Fragoso Torres, publicado digitalmente en diciembre de 2019. Editorial Dubius, Pachuca.

**Es autor de Oficio de estar solo (FETA/Conaculta, 2014), Escuela del vértigo (Cecultah, 2010), Bitácora del desánimo (Hgo Ediciones, 2008) y Epílogo de insomnio (Pachuco Press, 2006).

Comentarios