Acusa Trump a Slim de poner al NYT a trabajar por Hillary

493
slim
Aludió brevemente a la ola de nuevas acusaciones de mujeres que lo acusan de haberlas acosado sexualmente

El candidato presidencial republicano Donald Trump sugirió ayer que el empresario mexicano Carlos Slim busca ayudar a la victoria de Hillary Clinton en su calidad de accionista del diario The New York Times.
Trump, quien se encuentra envuelto en una avalancha de acusaciones de haber cometido ataques sexuales a mujeres, acusó también a los reporteros de The New York Times de ser “cabilderos” trabajando para Slim y para la candidata presidencial demócrata Hillary Clinton.
“El más grande accionista del Times es Carlos Slim. Como ustedes saben, Carlos Slim viene de México. Ha dado muchos millones de dólares a los Clinton y sus iniciativas”, sostuvo Trump.
The New York Times, que ya manifestó su apoyo público a la candidatura presidencial de Hillary Clinton, publicó en fecha reciente los testimonios de mujeres que denunciaron ataques sexuales por parte de Trump.
El millonario estadunidense sostuvo que no debe permitirse que las corporaciones extranjeras y sus directivos decidan el desenlace de las elecciones presidenciales de Estados Unidos.
Trump aludió brevemente a la ola de nuevas acusaciones de mujeres que lo acusan de haberlas acosado sexualmente.
Dos mujeres adicionales hicieron la misma acusación, la fotógrafa Kristin Anderson y Summer Servos, una exconcursante del programa de televisión “El aprendiz”, encabezado por Trump.
Horas antes, The Wall Street Journal anticipó que el candidato republicano atacaría al empresario mexicano y lo culparía de formar parte de un entramado internacional contra el deseo de Trump de ser presidente de Estados Unidos.
Por otra parte el expresidente boliviano Jorge Quiroga (2001-2002) anunció que viajará con el exmandatario mexicano Vicente Fox (2000-2006) por algunas entidades “determinantes” de Estados Unidos para movilizar el voto hispano contra Trump.
En una rueda de prensa, Quiroga calificó a Trump de “racista”, “xenófobo” y “demagogo” y consideró sus propuestas como “el peligro más grande” para la integración en América.

Comentarios