Son el mejor equipo de México, nadie pondría en tela de juicio el palmarés del club más antiguo del país. Recientemente los Tuzos obtuvieron su segunda Copa de Campeones de la Concacaf, ese brillante resultado puso a Hidalgo en el primer plano mundial. El cuadro minero destaca también por tener una de las mejores fuerzas básicas del balompié azteca. Pero en diciembre de 2016, la magistral cantera tuza escribió una página negra: un entrenador fue acusado de abuso sexual en contra de un menor. La madre del agraviado solicitó la intervención de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Hidalgo (CDHEH) y de la Procuraduría General de Justicia estatal (PGJEH) para que realicen la debida investigación por violación a su hijo de seis años. Denuncia que está consignada en la carpeta 1246/2016 y a la cual integraron las pruebas periciales correspondientes que prueban la comisión de ese delito. Frente al fantasma de la impunidad que prevalece en Hidalgo, 87.2 por ciento, según el Índice Global de Impunidad México 2016, activistas se manifestaron ayer en la CDHEH para exigir atención jurídica y psicológica debida a ese caso. Los representantes de organizaciones civiles piden que se aclare por qué, inexplicablemente, la Procuraduría de Defensa del Menor se declaró incompetente para dar atención psicológica al niño. Además, que sean revisadas las actuaciones de los operadores de justicia que han participado de forma inadecuada en la atención de ese caso y se sancione a los que resulten responsables de negligencia. Este hecho debería llamar la atención de las autoridades en el gobierno. Y es que de acuerdo con el IGI-MEX 2016, Hidalgo se ubica en el grupo de entidades con alto grado de impunidad. La cifra negra es de 87.2 por ciento, valor que indica que solo 12.8 por ciento de los delitos son denunciados ante autoridades. El estudio apunta que la cadena impune de Hidalgo sigue una tendencia muy similar a la media nacional. Se observa una tendencia decreciente en el número de casos que inician desde el primer proceso y llegan al último. El punto crítico para la pérdida de casos se presenta principalmente en el tercer proceso, es decir, en el número de averiguaciones previas y carpetas de investigación abiertas. Según el estudio, la justicia hidalguense solo inculpa o imputa a 0.2 personas. El IGI-MEX 2016 señala que es evidente que la capacidad de investigar y encontrar a los presuntos responsables de los delitos cometidos, es una labor que no está dando frutos en la entidad. Sería interesante seguir el cauce en el caso del entrenador tuzo, quien se encuentra libre gracias a un amparo. Ojalá que los discursos oficiales no se conviertan en cómplices de las cifras negras que tanto avergüenzan a Hidalgo. De filón. Continúa hoy la fiesta de la imagen aderezada con una muestra gastronómico-cultural de Italia, país invitado a la séptima edición del FINI, en el añoso edificio de Abasolo 600.

Comentarios