El recurso era destinado a obras públicas en las demarcaciones

Tulancingo.- Presidentes municipales manifestaron su preocupación y desconcierto tras la declaración del diputado federal Alfonso Ramírez Cuéllar, presidente de la comisión de presupuesto y cuenta pública en la Cámara baja, sobre la cancelación del Ramo 23 en 2020, el cual era asignado para acciones y obras públicas en demarcaciones.

Además, a inicios de la semana y tras participar en la inauguración de la asamblea nacional de presidentes municipales rumbo a la Convención Nacional Hacendaria, realizada en la Cámara de Diputados, el legislador del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) confirmó que el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) tampoco contempla la asignación directa de recursos a municipios.

Al respecto, la alcaldesa de Cuautepec Haydeé García Acosta lamentó la decisión al recalcar que los recursos extraordinarios obtenidos por medio del Ramo 23 han permitido llevar a cabo obras y acciones en beneficio de la población.

En ello coincidió la edila de Santiago Tulantepec Paola Jazmín Domínguez Olmedo, quien indicó que en caso de concretarse el anuncio, el municipio se verá obligado a cancelar proyectos y obras considerados en diversas localidades, los cuales no pueden solventarse con recursos propios.

La misma situación fue externada por el alcalde de Tenango de Doria Aldo Molina Santos, quien mencionó que en 2017 y 2018 sumó recursos extraordinarios por unos 100 millones de pesos, lo que permitió la realización de pavimentaciones, electrificaciones, construcción de guarniciones y banquetas, así como introducción de servicios de agua potable y alcantarillado.

Finalmente, el edil tulancinguense Fernando Pérez Rodríguez comentó que la cancelación, tanto del Ramo 23 como de recursos extraordinarios, implicaría la parálisis de obras y acciones en beneficio de la población.

Por lo anterior, dijo que a la brevedad solicitará a sus compañeros en la Federación Nacional de Municipios de México (Fenamm) se concrete una reunión con legisladores federales de la comisión de presupuesto y cuenta pública para explicarles las consecuencias de la cancelación de esas vías de financiamiento público.

El Ramo 23 fue calificado por diputados morenistas como “el fondo de los moches”, por lo que no fue contemplado en el PEF 2019 y se prevé su desaparición para 2020.

Al respecto, los presidentes municipales consultados coincidieron en mencionar que sean realizadas investigaciones y aplicadas sanciones a quien mal utilice los recursos, y así no sea cancelado ese ramo, pues afecta las acciones públicas en las demarcaciones.

Comentarios