Pachuca.-

Ayer, la 63 Legislatura del Congreso de Hidalgo aprobó durante sesión ordinaria las iniciativas de ley de alianzas productivas de inversión, de fomento al desarrollo energético y de la Agencia Estatal de Energía, que fueron enviadas por el gobernador Omar Fayad para acelerar el crecimiento económico de la entidad y que permitirán atraer mayores inversiones en los próximos años.

Según dio a conocer el titular de la Secretaría de Desarrollo Económico (Sedeco) Luis Romo Cruz durante el evento, la explotación de las reservas de crudo en Hidalgo, de 4 mil 284 millones de barriles; el cruce por el estado de gasoductos y oleoductos, aunado a la llegada de empresas generadoras de energía renovable con inversiones por unos 650 millones de dólares, permitirán al estado alcanzar los niveles de crecimiento económico de las entidades más industrializadas en el país, de entre 7 y 8 por ciento anual.
Esos niveles están muy por encima del 2.6 y 2.7 por ciento alcanzados aquí, afirmó Luis Romo.

Recordó que el gobernador Omar Fayad envió el 22 de diciembre el paquete legislativo, que fue analizado en comisiones de la 63 Legislatura y ayer pasó al pleno de la Cámara de Diputados para su aprobación.
Los diputados Luis Baños Gómez, Luis Marroquín y Daniel Andrade Zurutuza hablaron en favor de las iniciativas de ley de alianzas productivas, Agencia Estatal de Energía y de fomento al desarrollo energético, respectivamente, y coincidieron en la importancia de esas propuestas del Ejecutivo estatal para propiciar que el desarrollo económico llegue a todas las regiones del estado.

La Ley de Alianzas Productivas de Inversión será considerada como una de las mejores del mundo en materia de asociaciones público privadas. Considera elementos de vanguardia que superan el marco federal y de América Latina, ya que ofrece certeza jurídica para que el sector privado pueda ejercer su capital en proyectos de interés público como carreteras, hospitales y otros, que antes financiaba únicamente el estado.
Con dicho instrumento, el gobierno de Hidalgo podrá cubrir las necesidades de la población sin descuidar otras ni recurrir al endeudamiento, como hasta hoy, donde el estado asume todos los riesgos y costos de los proyectos.

Esa ley, a diferencia de la Ley de Asociaciones Público Privadas de Hidalgo, ofrece 12 modelos flexibles para desarrollar infraestructura u otros proyectos que los hidalguenses necesiten, a través de los cuales se conformará una cartera de proyectos de inversión que no se registrarán como compromisos de gasto, además de que existirá la solución de controversias y se asegurará la calidad.
La Ley de Fomento al Desarrollo Energético Sustentable y la que da lugar a la creación de la Agencia Estatal de Energía, tienen el propósito de convertir a Hidalgo en uno de los estados con vocación energética mediante un marco jurídico para atraer más de 650 millones de dólares en inversiones del sector y generar energía más accesible para los hidalguenses.

Se trata de dos leyes que aprovecharán el potencial de la reforma energética. Potencializarán a Hidalgo en la generación de energías renovables, como la geotérmica, solar y eólica, además de que promoverán la inversión en proyectos de ese tipo.
Una mayor oferta de energía hace que esta sea más barata, por lo que la ley propuesta en materia de desarrollo energético plantea aprovechar el potencial de Hidalgo en materia de energías renovables.
Actualmente, Hidalgo tiene una capacidad de 2 mil 651 MW de los cuales solo 13.5 por ciento proviene de fuentes limpias. Bajo el nuevo marco jurídico que ayer se aprobó, es posible participar en proyectos de ese tipo de energías, con una capacidad 2.5 veces más de la que actualmente se produce.

Con la creación de la Agencia Estatal de Energía y la Ley de Fomento al Desarrollo Energético Sustentable, el gobernador Omar Fayad potencializará las vocaciones del estado e influirá en la cadena de valor, es decir, en el desarrollo de proveedores locales, que es una de sus prioridades.
Sobre la Ley de Zonas Económicas Especiales para el Estado de Hidalgo, el gobierno esperará la declaratoria de zonas económicas especiales que emitirá el gobierno federal en los próximos seis meses.
La suma de esas cuatro leyes representará para el estado más de 200 mil millones de pesos en nuevas inversiones y más de 50 mil empleos para los próximos años.

Comentarios