Presentan a nuevos directores de hospital obstétrico y Villa Ocaranza

Gabriela Tamés Fraide y Juan José Cabañas cuentan con amplia trayectoria al interior de la dependencia
Gabriela Tamés Fraide y Juan José Cabañas cuentan con amplia trayectoria al interior de la dependencia

ALAN JIMÉNEZ SOTO
Pachuca

La Secretaría de Salud de Hidalgo (SSH) presentó a Gabriela Tamés Fraide y Juan José Cabañas como nuevos encargados del hospital obstétrico de Pachuca y del nosocomio psiquiátrico Villa Ocaranza, respectivamente.
El nombramiento lo dio el subsecretario de prestación de servicios de la SSH Antonio Copca García. La dependencia explicó que los nuevos encargados cuentan con amplia trayectoria al interior de la dependencia.
Dichos cargos suplen a Víctor Baños Hernández, quien se desempeñó en el obstétrico de la capital, y a Julián Islas Díaz de Villa Ocaranza, de los cuales no fue anunciado el motivo de su separación.

Acusan irregularidades

En las administraciones de los exdirectores existieron acusaciones por irregularidades en el desempeño de las actividades de ambos hospitales de la SSH.
En el caso de Baños Hernández hubo un caso de negligencia médica que resultó en el fallecimiento de una joven de 17 años.
En ese sentido, en principio, fue señalado al director de intentar ocultar documentos y planear fabricar un culpable, según fuentes que decidieron ocultar su identidad para evitar represalias, cuestión que él descartó.
Estos hechos derivaron en la recomendación R-VG-007-15 de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Hidalgo, que emitió el 30 de noviembre de 2015 bajo los hechos violatorios a los derechos de ejercicio individual (violaciones al derecho a la protección de la salud bajo negligencia médica). En este proceso se implicó a 15 integrantes del personal de turno del nosocomio.
En lo que respecta al director de Villa Ocaranza Julián Islas Díaz, fueron emitidas en su contra dos medidas de protección pedidas por dos trabajadoras del hospital por presunto acoso laboral y sexual.
El Centro de Justicia para Mujeres de Hidalgo (CJMH) en su momento otorgó las medidas de protección estipuladas en el artículo 137 del código nacional de procedimientos penales.
Ambas medidas correspondieron a la prohibición de realizar conductas de intimidación o molestia a la víctima o a personas relacionadas con ellos y al auxilio inmediato por integrantes de instituciones policiacas, al domicilio donde se localice o se encuentre la víctima u ofendido en el momento de solicitarlo.