Una de las panistas de mayor peso en Hidalgo, Gloria Romero, salió en defensa de la regidora Isabel Vite, quien no pudo hacer su trabajo como observadora durante la pasada elección interna panista gracias a que el diputado local Asael Hernández se lo impidió. Romero, diputada federal hidalguense por ese partido, dijo en entrevista con este diario que la agresión no debe quedar impune e incluso juzgó correcto que Asael sea destituido de su cargo como legislador e incluso expulsado del partido, “pues un representante popular con esas actitudes no debe ostentar un puesto de tal relevancia”. La exdiputada local también opinó que el conflicto postelectoral al interior del PAN-Hidalgo se salió de control, pues las agresiones contra la regidora Isabel Vite trascendieron a redes sociales con publicaciones que representan una agresión cibernética que se une a la violencia física y verbal de la que ha sido objeto. El rechazo a que Asael continúe dirigiendo el partido a través de su incondicional Cornelio García Villanueva parece que no se detendrá y los militantes que se han enfrentado al calor de la pasada elección deberán hacer un exhaustivo trabajo político de reconciliación para salir adelante de esta auténtica guerra fratricida. De filón. La pasarela para lograr competir por la cobija presupuestal de 2019 ya comenzó en San Lázaro. Ayer fueron algunos alcaldes de Hidalgo, entre ellos la presidenta municipal de Pachuca Yolanda Tellería, quien le hizo ver a la diputada Lidia García Anaya que a la capital le urge reconstruir sus calles, que están para llorar. Veremos si la cuarta transformación salpica a la Bella Airosa, porque van varios años que la tónica es el abandono.

Comentarios