El incremento deriva de la prevalencia de enfermedades crónico degenerativas

Pachuca.- El área de ortesis y prótesis del Centro de Rehabilitación Integral Hidalgo (CRIH) elabora piezas para quienes han sufrido una amputación; las prótesis pueden costar hasta 70 mil pesos, los cuales son gestionados de forma bipartita entre el usuario y los servicios del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) estatal.

La directora de dicho sistema Patricia González Valencia indicó que registran un aumento en la necesidad de ese tipo de apoyos debido a las enfermedades crónico degenerativas.

La prótesis es una extensión artificial que reemplaza una parte del cuerpo que no existe por amputación o por males congénitos; mientras, las ortesis son un apoyo u otro dispositivo externo aplicado al cuerpo para modificar los aspectos funcionales o estructurales del sistema neuromusculoesquelético.

El jefe del laboratorio del taller de ortesis y prótesis del CRIH Juan Manuel Moisen Díaz explicó, en un recorrido de medios, que cada semana entregan un modelo con una preparación previa de dos meses para que las personas estén adecuadas al uso.

En la preparación consideran el tamaño, la fuerza física y una serie de características que son diagnosticadas previamente por los especialistas; en dicho taller han realizado mil 921 apoyos durante la actual administración, los cuales son creados con materiales de alta calidad y técnicas alemanas.

El número de beneficiarios es de mil 336, en relación a que algunos requieren más de una prótesis y la atención es total. La cobertura de los gastos de producción es por varias partes, quienes se encargan de apoyar a las personas que lo requieren.

En el laboratorio cuentan con hornos para modelar los plásticos, además de otras áreas en las que fijan las piezas de las prótesis y hacen plantillas y otro tipo de aditamentos para extremidades, ya sea pie, mano o pierna; el servicio más solicitado es el que atiende amputaciones arriba de la rodilla. El de mano y brazo es especialmente difícil por la mecánica de los movimientos, explicó el especialista.

Agregó que las solicitudes tienen que ver con la complicación de enfermedades crónico degenerativas, como las de pie diabético, y en segundo lugar los accidentes.

  • Cada semana entregan un modelo con una preparación previa de dos meses para que las personas estén adecuadas al uso

Comentarios