Pachuca.- A un año del triunfo electoral del presidente Andrés Manuel López Obrador algunos de sus compromisos para Hidalgo, como la reapertura de la normal de El Mexe, la rehabilitación de la carretera Pachuca-Huejutla y el arribo de la Guardia Nacional, avanzan en los primeros siete meses de su gobierno.

De acuerdo con una revisión realizada por este diario, durante sus visitas a la entidad una de las propuestas más recurrentes fue la reapertura de la escuela rural normal Luis Villareal, El Mexe, en Francisco I Madero, cerrada desde 2005.

La promesa de campaña se cumplió en diciembre de 2018, cuando el presidente anunció oficialmente y desde el sitio la reapertura, mientras que en mayo de 2019 iniciaron sus actividades, aunque sin internado, pese a las demandas de egresados e interesados en la reapertura.

En marzo de este año, el presidente de la República visitó la Huasteca hidalguense y anunció que antes de terminar su sexenio estará lista la carretera Pachuca-Huejutla; situación para la cual a mediados de junio la Secretaría de Comunicaciones y Trasportes publicó la licitación para la construcción del distribuidor vial Tres Huastecas.

Por otra parte, y luego que diversos actores políticos pidieran la presencia de la Guardia Nacional en zonas de Hidalgo, pues la entidad no estaba contemplada en la primera fase, esta semana arribaron a la entidad 600 elementos del cuerpo de seguridad.

Además, fue anunciada la construcción de dos universidades para el estado, una en Huasca y otra en Chilcuautla, las cuales abrieron sus preregistros en febrero y la primera inició clases en mayo en una sede alterna a las instalaciones que tendrán.

Sin embargo, aún son varios los pendientes de la administración federal para Hidalgo, pues entre los compromisos están trasladar las oficinas de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) a Pachuca.

Además, la reconfiguración de la refinería de Tula y la construcción de los vagones del Tren Maya en Ciudad Sahagún.

Comentarios