Inicio País y Mundo Avizora AMLO fin de régimen corrupto

Avizora AMLO fin de régimen corrupto

437

CLAUDIA GUERRERO / AGENCIA REFORMA
Ciudad de México

Al cerrar su campaña, Andrés Manuel López Obrador (AMLO) llamó a garantizar un triunfo contundente y aseguró que su gobierno no se convertirá en una dictadura y no habrá represalias contra sus adversarios.
Desde el estadio Azteca, el candidato presidencial de los partidos Movimiento Regeneración Nacional (Morena), del Trabajo (PT) y Encuentro Social (PES) confió en ganar las elecciones del primero de julio, lo que describió como el triunfo del pueblo sobre la decadencia y la inmoralidad.
Acompañado de su familia y de los candidatos a las gubernaturas, sostuvo que habrá pleno respeto a las libertades porque no se buscará el pensamiento unánime ni tratará a sus competidores como enemigos.

“Vamos a ganar, pero debe ser contundente. Será un hecho histórico. Se consumará la victoria de todo un pueblo frente a la inmoralidad y la decadencia de los últimos tiempos”, comentó.
“Va a perder, como se llame, el partido conservador, pero no habrá represalias. Estamos empeñados en construir una democracia, no una dictadura. Nuestros opositores siempre tendrán respeto y nunca los veremos como enemigos.”
Ante un estadio lleno, el tabasqueño ofreció una transformación pacífica.
Aseguró que su victoria en la elección no surgirá de repente, pues la ciudadanía ha tomado conciencia de que existe un régimen corrupto que, dijo, está por terminarse.
Indicó que la ciudadanía ahora sabe que existe un grupo que controla las instituciones y tiene una ambición desmedida.

“Poco a poco la ciudadanía ha ido cobrando conciencia de algo que no es necesariamente evidente… y el predominio de una mafia del poder.
“Asimismo, nuestro trabajo ha permitido extender la idea de que el problema central, el principal problema de México, es la corrupción, que esa es la causa principal de la desigualdad social, de la desigualdad económica”, expresó ante miles de simpatizantes.
El tabasqueño agregó que esa concientización es fruto del trabajo de líderes políticos, voluntarios y brigadistas.
En su último acto de campaña, confesó que tiene la ambición legítima de ser presidente de la República y de seguir el ejemplo de hombres como Benito Juárez, Francisco Madero y Lázaro Cárdenas.
Aseguró que su principal valía es la honestidad y no está ni estará dispuesto a venderse.
En el arranque de su intervención, realizada luego de un ecléctico festival musical, López Obrador dedicó su triunfo a activistas, defensores de derechos humanos y luchadores sociales.
Además, anunció que el domingo emitirá su voto a favor de la exsenadora Rosario Ybarra de Piedra, defensora de los desaparecidos políticos.
El candidato hizo un reconocimiento público al finado panista Manuel Clouthier y al excandidato presidencial Cuauhtémoc Cárdenas, quien finalmente decidió no sumarse a su movimiento.
Ante la amenaza de lluvia, el aspirante enlistó los compromisos que ha realizado en todas las plazas públicas para combatir la corrupción, imponer la austeridad y, entre otras cosas, cambiar la estrategia de combate a la violencia.
Adelantó que, entre el 2 de julio y el primero de diciembre, se concentrará en elaborar a detalle el que será su programa de gobierno para el próximo sexenio.

Comentarios