Pachuca.- Un amparo contra las notarías otorgadas en la recta final de la administración de Francisco Olvera, recientemente desechado por el Poder Judicial de la federación, descubrió otra cara de la controversia: la complicidad del Colegio de Notarios de Hidalgo para beneficiar a exfuncionarios del gobierno con la finalidad de que ejerzan la práctica notarial.
Y aunque el juicio 1279/2016-4, cuya copia tiene este diario, fue sobreseído por el juez segundo de distrito con residencia en Pachuca Óscar Herrera Perea, el juzgado no analizó de fondo los señalamientos contra el colegio que es parte del jurado que evalúa a los aspirantes a notarios.
Herrera Perea consideró que la promovente, quien acusó no poder participar en los exámenes de oposición para la selección y asignación de patentes el año pasado, incumplió los requisitos de la Ley de Notariado, como presentar un documento que acreditara su “buena conducta”.

Gil Elorduy evaluó a los aspirantes

El amparo indirecto atribuye al colegio de notarios “la indebida propuesta y designación irregular de José Martínez Pérez, adscrito a la notaría tres de Actopan y Alejandro Gil Elorduy, notario número 16 con sede en Mineral de la Reforma, como parte del jurado” que evaluó a los aspirantes.
Alejandro Gil Elorduy es familiar del expresidente del Congreso de Hidalgo Ernesto Gil Elorduy, en la administración de Olvera.
El documento también señaló al colegio la ilícita participación en los supuestos exámenes de oposición para el otorgamiento de patentes y la propuesta irregular, como parte de la evaluación, de 20 temas complejos en la práctica notarial.
El Colegio de Notarios de Hidalgo rindió informe al juzgado segundo de distrito, sin embargo, fue omiso sobre la certeza o inexistencia de los actos reclamados, de acuerdo con el documento de 32 fojas.

Sustento legal

Según la Ley de Notariado de Hidalgo, el que pretenda sustentar examen de oposición para obtener la patente de notario público titular deberá presentar solicitud ante la Secretaría de Gobierno, que en ese entonces estaba a cargo de Salvador Elguero.
El jurado para los exámenes estará integrado por cinco miembros propietarios y sus suplentes, todos licenciados en derecho: un representante del Ejecutivo; un representante de la Secretaría de Gobierno, el presidente del colegio de notarios; y dos notarios públicos que nombrará el colegio.
La prueba práctica de los aspirantes consistirá en la redacción de un instrumento notarial, cuyo tema será sorteado de 20 propuestos por el colegio y aprobado por la Secretaría de Gobierno.
Los temas serán de los más complejos de la práctica notarial y se distribuirán en sobres sellados, agrega la Ley de Notariado.
Para la prueba práctica los aspirantes dispondrán de cinco horas corridas. Al concluir, los responsables de la vigilancia de la prueba recogerán los trabajos, los colocarán en sobres que serán cerrados, firmados por ellos y por los sustentantes y se entregarán al secretario del jurado.
La prueba teórica será pública. Reunido el jurado, cada uno de sus miembros interrogará al sustentante sobre cuestiones de derecho que sean de aplicación al ejercicio de las funciones notariales.
Concluida la prueba teórica, los miembros del jurado emitirán separadamente y por escrito la calificación que cada uno de ellos otorgue.
Los jurados calificarán cada prueba mediante voto secreto y resolverán en el entendido de que la mínima aprobatoria es de ocho.
El jurado, a puerta cerrada, determinará quién de los sustentantes aprobados resultó con mayor puntuación para recibir la patente de notario público.
El aspirante que obtenga una calificación inferior a ocho no podrá volver a presentar examen, hasta después de haber transcurrido un año. Para determinar el puntaje correspondiente, se requerirá concluir ambas pruebas.
Una vez tomada la decisión de este cuerpo colegiado sobre quién resultó triunfador en el examen de oposición, el presidente del jurado, representante del Poder Ejecutivo, lo dará a conocer en público.

Descartan amparo, por ¡carta de buena conducta!

Con la finalidad de declarar improcedente el amparo indirecto, el juez Herrera Perea argumentó que la promovente no acreditó seis requisitos para participar en el proceso de asignación de patentes, establecidos en el artículo 24 de la Ley de Notariado.
Tales como “tener buena conducta, residencia ininterrumpida en el estado por más de cinco años, no padecer enfermedad permanente que impida el ejercicio de las facultades intelectuales, haber aprobado la materia o curso de derecho notarial en cualquier institución universitaria o en su caso la que imparta el colegio de notarios”.
Además de que no acreditó “no haber sido condenada por delito deliberado, no pertenecer al estado eclesiástico, ni ser ministro de culto religioso”.
La quejosa, de 69 años, “no exhibió prueba alguna como cartas de buena conducta, constancias de residencia, certificado médico o diploma de curso de derecho notarial”, según Herrera Perea.
Por tanto, el amparo fue declarado improcedente. Y “no es posible jurídicamente abordar el análisis y decisión de los motivos de inconformidad que plantea el impetrante con relación al acto reclamado”.

Contexto: los beneficiados

  • Antes de concluir funciones,
    Francisco Olvera autorizó 28 patentes de notarios públicos, entre titulares y adscritos, publicadas en el Periódico Oficial de Hidalgo mediante alcances
  • Recibió patente
    de notario público titular Juan Manuel Menes Llaguno, de la notaría pública siete, del distrito judicial de Tizayuca, quien fue presidente del Tribunal Superior de Justicia
  • También obtuvo
    patente de notario público titular Enrique Ernesto Vieyra Alamilla, de la notaría pública 15, del distrito judicial de Tula, quien fue magistrado del Tribunal Superior de Justicia
  • Así como patente
    de notario público titular a Mario Souverbille González, de la notaría pública ocho, del distrito judicial de Tizayuca, quien en la pasada administración fue el coordinador general jurídico del gobierno del estado
  • Y la patente
    de notario público titular a Alejandro Straffon Ortiz, de la notaría pública 23, del distrito judicial de Pachuca, quien fue procurador General de Justicia del estado

Amparo indirecto

1279/2016-4

La entrega de patentes de notario público titular a licenciados en derecho para ocupar vacantes o de nueva creación en los distintos distritos judiciales de Hidalgo, en el periodo del primero de enero al 30 de agosto de 2016, procedimiento que no cumplió con los requisitos de la Ley de Notariado

Violaciones cometidas en procedimiento de la asignación
de patentes

Poder Ejecutivo

  • La omisión o ausencia de una resolución o decreto que determinara la creación de nuevas notarías o designación de vacantes
  • Indebida publicación de dos convocatorias: 4 y 3 de julio de 2016
  • La indebida aprobación de las solicitudes que hubieran presentado los interesados para el examen de oposición
  • La falta de o indebida designación del día y hora para la aplicación de los exámenes de oposición en sus fases de prueba teórica y práctica para obtener una patente
  • La falta de o la indebida integración del jurado que ha de participar en la fase de examen de oposición
  • La omisión o la indebida aprobación de los 20 temas de alta complejidad que debieron ser propuestos por el colegio de notarios
  • La falta de o la indebida aplicación de los exámenes de oposición, así como procedimiento de calificación de las pruebas
  • La falta de o la indebida resolución que contenga la determinación de quienes resultaron triunfadores en el examen de oposición
  • La indebida emisión de 16 constancias de exámenes de fecha 16 de agosto y las resoluciones emitidas por el presidente del jurado

Secretario de Gobierno

  • La indebida e irregular toma de protesta de ley que realizaron cinco de los terceros interesados señalados como notarios públicos titulares, los cuales son Enrique Navarrete Lugo, Sergio González Rosano, Alberto Arriaga Ramírez, Omar Mosqueda Galván y Víctor Fayad Meneses
  • La omisión de toma de protesta de Francisco González Ortiz y Eduardo García Reyes como notarios públicos número 15 y 27 del distrito judicial de Pachuca

Colegio de Notarios de Hidalgo

  • La indebida, irregular e ilícita participación en los supuestos exámenes de oposición para el otorgamiento de patentes
  • La indebida propuesta y designación irregular de José Martínez Pérez, adscrito a la notaría tres de Actopan y Alejandro Gil Elorduy, notario número 16 con sede en Mineral de la Reforma, como parte del jurado” que evaluó a los aspirantes

Comentarios