LIDIA LÓPEZ
Pachuca.- La música significa algo diferente para cada artista, puede ser una forma de expresarse o transmitir un sentimiento específico, como para Nancy Jiménez Doroteo, cantante hidalguense que puede desempeñarse en distintos géneros, desde música clásica hasta bossa nova, por lo que ha colaborado en diversas producciones como Cancioneros hidalguenses y Canteros de Pachuca, entre otras.

Nancy nació el 20 de julio de 1979, en la Bella Airosa. En 1995 descubrió su gusto por cantar al participar en el coro de una iglesia, por lo que dos años después inició sus estudios en canto en el Centro Cultural Universitario; no obstante, ella considera que su trayectoria en la música inició en 2001. En 2006 participó en el concurso Canto Vocacional y obtuvo el reconocimiento a la mejor voz femenina; posteriormente, en 2011, representó a Hidalgo en el cuarto Encuentro Nacional de la Voz y la Palabra “Una nación diciente”, que se llevó a cabo en la Escuela Nacional de Arte Teatral, en la Ciudad de México.

Hace más de 10 años, la mezzosoprano tuvo un accidente automovilístico que la redefinió como ser humano y como cantante, lo que le dio la fuerza para sobreponerse y perfeccionar su interpretación de canciones al transmitir de mejor manera sus emociones al público.

¿En qué género comenzaste tu trayecto por la música?

“Comencé con el género de música clásica, después tuve la oportunidad de hacer folclor latinoamericano, que también me fascina, he hecho cuestiones de balada, bossa nova, un poco de blues y jazz, pero si me preguntas exactamente qué me gusta más es bossa nova.”

¿Cantar te ha abierto puertas?

“Aparte de que me ha abierto la puerta para aprender cosas para el trabajo con los lenguajes, me ha abierto la puerta para trabajar en distintos géneros, también trabajo cantando cumbia y salsa, soy afortunada porque puedo interpretar la música que sea.”

“Interpretar para mí es una conexión conmigo y con quien me está escuchando, al inicio, cuando comencé a cantar, era muy complicado porque no podía transmitir todo lo que yo estaba sintiendo, todas esas emociones que vivo al estar cantando, pero ahora es genial que canto, pero también puedo interpretar, y creo que llego a los oídos de los que me escuchan.”

¿Cuál es la razón por la que cantas?

“Para mí, cantar es gritar un sentir, ese sentir de emociones y vivencias, y poder compartirlo con los demás.”

¿Hay alguna canción especial para ti?

“Hay una canción que me gusta mucho y es de un compositor hidalguense que se llama Miguel Ángel Monroy, ese tema se titula ‘Vivir’ y habla de que nosotros vivimos en la cotidianidad, pero en muchas ocasiones no nos detenemos a pensar en que Dios, llámese como se llame, nos ha regalado un día más y que estás vivo para compartir y eres un ser humano que sientes, y además debes agradecer ese momento, ya sea una experiencia buena o difícil, pero estás vivo, sientes y tienes la capacidad de hacer muchas cosas; esto lo digo por una vivencia que yo tuve, me vi entre la vida y la muerte por un accidente automovilístico, fue muy complicado, pero a Dios le doy gracias que estoy aquí, sigo de pie, cantando, haciendo lo que me gusta, amando la música.”

En 2005, Nancy viajaba a Tepatepec con un acompañante con quien tenía una presentación en aquella demarcación; en su trayecto por la carretera Pachuca-Actopan sufrieron un accidente, por lo cual fue trasladada en ambulancia al hospital general de Actopan, donde le diagnosticaron lesiones en las cervicales y una fractura en la cadera. Los pronósticos eran reservados pues podía perder la capacidad de caminar, por lo que se mantuvo en cama, en reposo absoluto, por poco más de seis meses.

¿Cambió algo después de ese incidente?

“Era diferente antes de ese accidente, pero en este hubo muchos procesos, de paciencia, aceptación y entender porqué no es fácil. Cuando te pasa algo como lo que me sucedió, no es fácil quedar en una cama postrado y que te digan que no volverás a caminar, tu vida cambia en un abrir y cerrar de ojos, cambia totalmente todo e inclusive siento que cuando yo interpretaba anteriormente las canciones, no sentía esa emotividad que ahora sí, porque a partir de eso mi vida cambió, volví a nacer, soy un ser diferente que ama, vive y que mis días los trato de vivir al 100, al máximo. La vida se te va en un momento, en un segundo, por eso me gusta tanto la canción ‘Vivir’ del proyecto Cancioneros hidalguenses.”

¿En qué proyectos has trabajado?

“He hecho algunas cosas con Cancioneros hidalguenses, una producción que se llamó Unicanto, un disco que se llama Sambero, así como algunas colaboraciones con artistas hidalguenses.”

Actualmente, Nancy se desempeña como docente de educación artística y forma parte de distintas agrupaciones musicales con quienes realiza diversas presentaciones.

Comentarios