violador

Fue cumplimentada la orden de aprehensión contra Marciano, vigilante de la colonia Poder Popular GUADALUPE FERNÁNDEZ / AGENCIA REFORMA Ciudad de México Marciano, el probable feminicida de Camila, una menor de nueve años, en Valle de Chalco, fue detenido ayer por elementos de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México.

El fiscal Alejandro Gómez informó a través de su cuenta de Twitter que se cumplimentó la orden de aprehensión correspondiente contra el vigilante de la colonia Poder Popular y el principal sospechoso de haber violado a la menor el primero de enero pasado.

Según José Manuel, padre de Camila, Marciano se hacía llamar también Leonardo o el Chaparro y tiene 25 años.

Fuentes estatales informaron que la detención se realizó en la localidad de Tlacuilotepec, en Puebla, estado de donde era originario el hombre.

El sujeto fue trasladado a un penal de zona oriente del Estado de México, el cual podría ser el Neza-Bordo.

El fiscal agradeció a la activista Frida Guerrera, ya que colaboró en la investigación para dar con el paradero del imputado.

Las autoridades buscarán presentar al hombre ante un juez para la vinculación a proceso.

Pese a que la detención del sujeto se hizo fuera del Valle de México, el miércoles, pobladores aseguraron haber visto a Marciano cerca del lugar del ataque a Camila.

A las 14 horas, dos mujeres aseguraron sin fundamento que vieron a Marciano, el principal sospechoso de la violación y asesinato de la niña, en uno de los domicilios de Casas Ara y llamaron a perseguirlo.

Dos hombres más incitaron a más de 200 habitantes para que allanaran domicilios, rompieran vidrios, golpearan a vecinos y a policías que intentaron calmar la situación.

Pedro, un muchacho de 17 años, fue encontrado en una zanja con golpes y fracturas, tras los hechos violentos.

El muchacho fue perseguido por la muchedumbre que estuvo a punto de lincharlo por confundirlo con Marciano.

Por las lesiones contra el menor de edad y por daños en los domicilios, el ayuntamiento de Valle de Chalco iniciará un proceso penal contra las cuatro personas que generaron caos durante una búsqueda del supuesto feminicida de Camila.

“El ayuntamiento va a apoyar en todos los daños que se hayan generado ayer por esta turba, pero también habrá responsables.

“A las personas que detectamos en las cámaras les vamos a iniciar un proceso de carácter penal, porque no vamos a permitir que ningún ciudadano genere estas situaciones de esquizofrenia social”, aseguró en conferencia Francisco Tenorio, presidente municipal.

Según el alcalde, tras hacer una revisión minuto a minuto de las grabaciones, Marciano nunca apareció en la zona y siempre se siguió como pista que pudo huir a Puebla.

Por precaución y por la persecución violenta de ayer, se desplegó a más de 160 elementos municipales y 19 patrullas.

Comentarios