Pachuca.- El viento de la ciudad ondeó las banderas moradas y los pañuelos verdes que portaban más de un centenar de mujeres hidalguenses para exigir que el Congreso local despenalice el aborto en la entidad.

La cita fue a los pies del histórico Reloj de Pachuca, donde organizaciones y ciudadanas formaron un contingente alrededor de la frase #SeráLey y a través de un posicionamiento pidieron a legisladoras y legisladores mostrar su compromiso con la salud reproductiva y la vida de las mujeres.

Ahí, recordaron que desde hace 12 años miles de mujeres de todo el país acceden a la interrupción legal del embarazo en la Ciudad de México, pero en Hidalgo, que está apenas a 90 kilómetros de distancia, la omisión cobra vidas.

Por ello, marcharon por las calles para exigir que sea aprobado el aborto legal hasta las 12 semanas de gestación y sean respetados los derechos reproductivos de las mujeres.

“Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir” y “aborto legal desde el hospital” fueron algunas de las consignas que junto con algunas pintas acompañaron el camino de las cerca de 150 participantes.

Al final, la manifestación culminó en la plaza Juárez de Pachuca, donde los gritos se juntaron con el sonido de una banda de guerra que ensayaba sus notas. El recorrido que se dio como parte del movimiento global 28S, no presentó incidentes.

Comentarios