Conflictos sociales por privatización del agua, alerta Jalife

1482
Alfredo Jalife Rahme
El periodista Alfredo Jalife Rahme

Pachuca

Al presentar el libro Las Guerras Globales del Agua: Privatización y Fracking, autoría del periodista Alfredo Jalife Rahme, alertó sobre conflictos sociales por la privatización del líquido en México
“El problema del agua es o será multidimensional, no reduccionista desde el punto de vista económico, financiero, político, humano, agrícola”, afirmó.
En el marco de la Feria Universitaria del Libro (FUL), el analista mexicano, de origen libanés, especializado en relaciones internacionales, economía, geopolítica y globalización pidió a las y los asistentes al auditorio Josefina García Quintanar informarse sobre la privatización del agua en beneficio de las transnacionales que pretenden obtener petróleo y gas natural a través del fracking.
“Si dejamos que las transnacionales se apoderen del agua, mañana nos van a cobrar el derecho a respirar”, afirmó.
Jalife comentó que la situación actual es precaria y no solo es de asunto mercantilista, sino de supervivencia. “Estados Unidos se está aprovechando de la crisis del agua que se registra desde el norte de África hasta Asia central, donde los países más vulnerables son Yemen, Somalia y Pakistán.”
En el oriente de la Ciudad de México hay alrededor de 15 millones de habitantes y es la zona más afectada por sus asentamientos irregulares y la presencia de trasnacionales que pretenden cobrar hasta la captación del agua de la lluvia.
“Aquí podemos tener una revuelta ciudadana, pues estamos hablando de un gran negocio porque hay tres trasnacionales que están impulsando la privatización junto con el Banco Mundial, quienes están viendo que el agua es el oro blanco del siglo XXI”, apuntó.
Respecto a la fractura hidráulica, dijo que para perforar el subsuelo y extraer el gas shale se necesitan grandes cantidades de agua pero en las zonas norteñas de México donde existen grandes yacimientos no cuentan con el líquido suficiente por la necesidad de privatizar el agua.
México es la tercera potencia mundial en términos de reservas de gas shale después de Argentina y en primer lugar está China. Es por ello que Washington busca apoderarse de esa fuente natural de la que pretenden desviar un río para llevar agua a la zona. “Este es el fracking, la bisagra de dos privatizaciones, petróleo y el agua.
“El agua no puede ser visto como un costo financiero, no estamos hablando de petróleo, sino de líquido vital. El agua debe ser tratada como un derecho de supervivencia”, así lo visualiza el analista.

Comentarios