Debido a que el espacio donde la paraestatal almacena las herramientas y vehículos sigue tomado por integrantes del SME

Tulancingo.- La Comisión Federal de Electricidad (CFE) no ha podido atender completamente los reportes de fallas en el servicio de energía eléctrica en el Valle de Tulancingo y municipios de la Sierra Otomí Tepehua, lo anterior debido a que el espacio donde la paraestatal almacena las herramientas y vehículos continúa tomado desde el 14 de noviembre por integrantes del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME).

Pese a que los técnicos de la paraestatal continúan prestando el servicio, hasta el momento se acumulan poco más de 30 colonias y localidades en la región que resienten la falta de energía eléctrica, o bien, tienen bajo voltaje.

Además, la situación se complica debido a las lluvias, viento y presencia de aguanieve que provocaron la caída de troncos y ramas de árboles sobre las líneas de conducción de energía eléctrica, y que han interrumpido total o parcialmente el servicio para la población en general, negocios e industrias.

Las zonas más afectadas por la falta de suministro son las rurales, que en algunos casos ya cumplen tres días sin contar con el servicio, incluso de forma total, baja intensidad o de forma intermitente.

Cuestionados sobre el aseguramiento de las instalaciones junto con el equipo y vehículos de servicio, miembros del SME externaron que “no es lo único que tienen (vehículos y herramientas), hay otros más en otros centros, en los que se podrían apoyar”.

Finalmente, los pobladores y empresarios afectados dijeron que esperan que en breve el servicio pueda restablecerse de forma normal.

Comentarios