El diputado morenista exhortó a establecer medidas para mejora del desplazamiento urbano

Pachuca.- El diputado del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) José Antonio Hernández Vera planteó un exhorto al titular de la Secretaría de Movilidad y Transporte (Semot) del estado, así como a Tulancingo, Santiago Tulantepec y Cuautepec a implementar un plan vial que facilite el desplazamiento urbano e interurbano de las personas, reduzca accidentes y favorezca la calidad de vida de los habitantes ante los crecientes problemas viales en la zona metropolitana de esa región.

Indicó que el desplazamiento urbano debe abonar a la mejora de la calidad de vida de las personas, por ello es urgente atender los problemas derivados de la falta de planeación vial, al utilizar evidencia científica e incluir la participación de la ciudadanía, los transportistas y concesionarios, así como de los gobiernos estatal y municipal para desarrollar en conjunto soluciones a la problemática.

Refirió que en la actualidad las políticas públicas deben estar orientadas a generar soluciones sustentables para todo problema público; por ello, para dar atención a los retos que genera la movilidad en zonas metropolitanas, es necesario propiciar acciones que permitan mayor efectividad en el traslado de los pobladores a sus centros de trabajo, hogares y lugares de común interés.

El diputado morenista por el distrito 11 de Tulancingo puntualizó que ante el desafío que representan los desplazamientos, es necesario construir soluciones para privilegiar los mecanismos de participación ciudadana que permitan construir un plan de movilidad urbana efectivos y democráticos.

El legislador mencionó que organizaciones civiles expresaron diversas causas negativas de la falta de políticas viales, como lo son las congestiones vehiculares en las grandes ciudades, por lo que de no adoptar acciones seguirán con el creciente aumento del tráfico, gases de efecto invernadero, ruido, difícil movilidad y afectaciones a la salud de la población, entre otros.

Añadió que las ciudades, y en particular Tulancingo, enfrentan retos públicos derivados del crecimiento demográfico y urbano, lo que a su vez transfiere externalidades negativas a la población y estructura problemas públicos como los desplazamientos, la accesibilidad o el propio ejercicio del derecho a la ciudad.

Comentó que en la última década la zona metropolitana ha experimentado un crecimiento en términos de población, asentamientos humanos, oportunidades de empleo y de desarrollo económico. “Este crecimiento ha generado problemas de movilidad, estos consecuencia del aumento del parque vehicular, del lento crecimiento en la oferta de transporte público, de la falta de planeación vial, del aumento en los tiempos de traslado urbano e interurbano y de la falta de fomento de medios alternos de movilidad”, mencionó.

El problema vial se agudiza a diario en las principales calles del municipio, las dificultades del flujo son generadas a partir de falta de planeación en la materia. Aunado a lo anterior, el problema surge debido a los diversos comercios instalados en lugares destinados al tránsito vehicular y peatonal, lo que obstruye accesos y abona a la congestión vial, así como paradas de transporte público en lugares inadecuados que ralentizan y dificultan el tránsito en la ciudad.

Finalmente, José Hernández informó que, además de las calles céntricas de la ciudad, los bulevares enfrentan el mismo problema, donde constantemente surgen “embotellamientos” a causa de semáforos descompuestos, falta de personal de tránsito y vialidad, locales expendedores de diversos productos, así como paradas de autobuses intermunicipales poco pertinentes para la zona en cuestión.

Comentarios