Las actividades del segundo CIL continuaron con talleres, ponencias y mesas redondas

Pachuca.- Durante las actividades del segundo Congreso Internacional de Lenguas y Tecnología (CIL), los expertos en la enseñanza de los idiomas Paul Seligson y Jaime Magos Guerrero ofrecieron consejos para comunicarse mejor con el alumnado y tener un aprendizaje efectivo.

El auditorio Josefina García Quintanar del polifórum Carlos Martínez Balmori fue el lugar donde Paul Seligson, asesor externo de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH), dictó la conferencia magistral “Becoming a more efficient classroom manager”, en la que compartió algunas técnicas para optimizar el tiempo en clase.

Puntualizó que el trabajo de los académicos consiste en inspirar a estudiantes y motivarlos a participar más para que practiquen.

“En mi experiencia, creo que en Latinoamérica las estrategias que se usan en clases individuales son un poco lentas para un grupo de 40 alumnos y lo que tienen que aprender los docentes es a optimizar su tiempo”, refirió.

Seligson recomendó evitar enfocarse en unos pocos, pues cuanto más numerosa es la clase es más difícil impartirla, porque unos se quedan en espera y así ya no se ofrece la misma calidad de la enseñanza a todos. Por ello, invitó a los docentes a permitir que sus estudiantes se diviertan, que estén ocupados y felices mientras aprenden un segundo idioma.

Mencionó que la tecnología ofrece muchas oportunidades para mejorar el uso del tiempo y si se utiliza, siempre hay que pensar en el estudiante al que dirigirá.

Con respecto al segundo CIL, comentó estar entusiasmado, pues su objetivo es muy claro al reunir a docentes y especialistas que buscan la manera de mejorar la enseñanza de los idiomas. “Es un placer estar aquí”, expresó.

Recomendable docencia digital

En su oportunidad, Jaime Magos, de la Facultad de Lenguas y Letras de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ), presentó la conferencia “El maestro en el aula es un docente digital”, en la que sostuvo que el estudiante es un sujeto psicosocial en proceso de formación, que siente, tiene inteligencia y es apto, algo que no debe perderse de vista.

Afirmó que los profesores de lenguas pueden hacer uso de la tecnología para que su clase no pierda vigencia, “para que sea una clase del siglo XXI y que no se parezca a una del siglo XIX”.

Respecto de lo anterior, recomendó crear comunidades con los estudiantes, donde pueda hacerse uso del multimedia e intermedia, además de activar las redes sociales.

“A veces pareciera que el trabajo del maestro es uno en el aula, y que si estamos ubicados en un centro de autoacceso la labor es otra; yo creo que no, en realidad hay cosas que nos hacen comunes y también hay situaciones que nos hacen ser diferentes”, declaró ante docentes, investigadores y estudiantes.

“Nuestro trabajo es organizar, guiar, acompañar, asesorar… el trabajo del maestro tiene una función muy importante en la formación del ser humano. Debemos incorporar la tecnología”, puntualizó el especialista mexicano.

Las actividades del segundo CIL continuaron con talleres, ponencias y mesas redondas en el edificio del Centro de Vinculación Internacional y Desarrollo Educativo (Cevide), bajo la temática “Lengua y tecnología… el camino de ida y vuelta hacia un aprendizaje híbrido”.

Comentarios