Deberá Ministerio Público adaptarse a nueva normalidad: procurador

469
nueva normalidad

Pachuca.- Una vez que culmine la emergencia sanitaria derivada de la pandemia por el coronavirus (Covid-19), el procurador general de Justicia de Hidalgo Raúl Arroyo González consideró que el funcionamiento del Ministerio Público deberá replantearse, para adaptarse a la “nueva normalidad”.

Durante su reciente participación en el foro de constitucionalistas de la República mexicana, el funcionario opinó que ese cambio implicará generar nuevas relaciones con la población, los litigantes, las instituciones como el poder Judicial, así como los centros de reclusión, policías municipales y Guardia Nacional (GN), lo cual, no será una tarea sencilla.

“Tenemos que interactuar en medio de nuevas condiciones y esto será algo complicado, porque no todos hemos asumido el problema de la misma manera. Yo no sé, por ejemplo, si de los 84 municipios todos han tomado decisiones en ese sentido, entonces debemos pensar cuál será el nuevo esquema de esas relaciones.”

Asimismo, reconoció que existe una apuesta por el trabajo virtual; sin embargo, será necesario conocer sus alcances, para evitar violaciones a la ley, lo que sugiere nuevos planteamientos jurídicos.

“El tema es cuáles serán los problemas legales, hasta dónde vamos a poder llegar sin modificar las leyes, cuándo nos van a descalificar una audiencia, cuándo va a haber alguien que nos diga que se violenta el principio de inmediatez, y esto sugiere nuevos planteamientos jurídicos.”

También, consideró que será necesario determinar una política laboral que prevea, por ejemplo, cómo medir la productividad cuando el personal labore en casa, qué condiciones o qué derechos tienen respecto de su salud en actividades de riesgo, entre otras situaciones.

“Me pongo por ejemplo en el lugar de un Ministerio Público que tenga que entrar a un hospital Covid, o en los riesgos que corre un perito cuando tiene que manipular un cadáver que no sabemos si está contaminado. Entonces, cómo resolvemos la condición laboral de quienes tienen una situación de mayor vulnerabilidad.”

Finalmente, apuntó que una vez que concluya la emergencia sanitaria, será vital el establecimiento de una política de persecución del delito basada en fijar prioridades y privilegiar la justicia restaurativa.

“Que sea una política de persecución del delito en donde vayamos dándole prioridad a lo que tenemos que hacer y privilegiar la parte de la justicia restaurativa, que me parece que hoy, más que nunca, se presenta como algo verdaderamente fundamental para despresurizar el trabajo en carpetas y llegar a los tribunales con carpetas muy bien sustentadas, investigaciones muy bien soportadas y con todos los elementos necesarios.”

Comentarios