Denuncian habitantes de Calnali destrucción de monumento histórico

1229
calnali
El puente fue construido para comunicar el barrio Tlala (uno de los más viejos) con otro de la localidad

De manera anónima indicaron que se encuentran inconformes por un permiso expedido por el INAH hacia un particular para construir baños públicos

Habitantes de Calnali presentaron una queja ante el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) delegación Hidalgo, ya que un particular construye baños públicos cerca de un antiguo puente que consideran patrimonio de la localidad.
De manera anónima y por temor a represalias, denunciantes comentaron a este diario que se encuentran inconformes por un permiso expedido por la dependencia a Tomás Escudero Flores, en el cual y según los vecinos, le permite destruir parte del monumento histórico del puente del centro de la localidad, conocido como el Puente Tlala de Calnali.
“Estamos en total desacuerdo con esta aprobación que hizo el INAH, por lo tanto acudimos a este medio informativo para que en su momento se tomen cartas en el asunto, ya que están atentando contra nuestro monumento histórico.”
El puente es una construcción que data del siglo XIX y, de acuerdo con habitantes, fue construido para comunicar el barrio Tlala (uno de los más viejos) con otro de la localidad.
“Los lugareños tenían la necesidad de cruzar el río para ir de compras a una casa nueva, que se hizo del otro lado, entonces se dieron a la tarea de comunicar los barrios, fueron obras arquitectónicas muy hermosas, por lo mismo nos oponemos.”
Ante ello, presentaron un documento a las autoridades correspondientes, en este caso dirigido a Juan Arias Orozco, delegado del INAH en Hidalgo; la institución respondió que el monumento no es en su totalidad histórico.
“Según ellos ha sufrido algunos daños causados por el crecimiento del río y en su momento fueron reparados, pero no creemos que estos detalles le quiten el valor arquitectónico de nuestro puente, ellos dicen que parte del puente ya no es considerado como patrimonio histórico, en eso se basan para otorgar este permiso.”
No es la primera vez que habitantes de esa región presentan una queja contra la dependencia.
“Ha habido dos o tres ocasiones, pero se nota el apoyo hacia este particular para que siga construyendo y a su vez destruyendo nuestro monumento histórico”, concluyó una de las personas inconformes.

Comentarios