El exsecretario de Hacienda y Crédito Público José Antonio Meade Kuribreña entregó ante la comisión política permanente del Partido Revolucionario Institucional (PRI) una carta donde manifiesta su intención de participar en el proceso interno de selección del candidato presidencial; contó con el apoyo de sectores como la CTM, CNC, CNOP, y de líderes nacionales del partido, como el expresidente Carlos Salinas de Gortari. Todo parece indicar que será el nuevo candidato de este partido. Lo interesante es cómo un partido con una gran tradición de ser priista eligió un candidato que no es de su seno. ¿Por qué esta candidatura?
Meade no es político, es un economista preparado en EU; ha trabajado para lograr el modelo conveniente a este país del norte, y representa lo que se le conoce como un tecnócrata: poca experiencia política, preparación extranjera (principalmente economista), que cree y defiende el modelo neoliberal impuesto a México por EU; en este sentido, se explica porque el expresidente Carlos Salinas mostró satisfacción con él.
Es claro que el PRI con esta candidatura pretende una continuidad del modelo económico, donde sigan favoreciéndose los intereses de las empresas, principalmente norteamericanas, de hecho uno de los temas que le señalaron algunos diputados a Meade cuando estuvo al frente de Hacienda es por qué continuó permitiendo que las empresas más poderosas siguieran sin pagar impuestos. Es bien sabido que los candidatos son altamente vigilados desde EU, en este sentido Meade, experto en economía, puede darle continuidad al modelo conveniente a ese país del norte por lo que lo hace un candidato “bien visto”, y ya ha demostrado que lo hace, tanto en la gestión de Felipe Calderón Hinojosa, como de Enrique Peña Nieto.
Este es un candidato muy conveniente al PRI, pues con el gobierno de Enrique Peña Nieto se observó un PRI con políticos muy corruptos y no se diga la figura del presidente, que tiene una gran baja en su popularidad; por ello, el partido necesitaba un candidato nuevo, que no tuviera ningún tema de corrupción que se le pudiera destacar, y quien de los priistas podría: ¡pues ninguno! Por tanto, el partido necesitaba una nueva figura para que pudiera contrarrestar a Obrador como el “honesto”. Pero aunado a lo anterior, en esta contienda presidencial habrá un frente ciudadano y candidatos ciudadanos, por lo que el PRI requería un candidato “ciudadano” para estar a la moda, y Meade fue la solución.
Otro elemento más, es el candidato del grupo Videgaray, Peña, Montiel, Romero Deschamps, Duartes, Borge, Yarrington, Gamboa, Camacho Quiroz, personajes que se han caracterizado por escándalos de corrupción, y ellos son quienes lo apoyaron, ya que necesitan a alguien que fuese inteligente para que pueda cubrir toda su corrupción y no salga a la luz pública.
Finalmente, otro tema más a su favor para ser candidato del PRI es que Meade ha trabajado con panistas y priistas, se ha mostrado como un hombre sin partido, institucional, trabajador y de bajo perfil. Es un candidato que ante la formación del Frente Ciudadano por México puede seguir restándole votos al PAN, pues ante el enojo de panistas por la terquedad de Ricardo Anaya de imponerse como candidato, pueden dar su voto a este candidato que también trabajó con la gestión panista; de hecho, el senador Javier Lozano y Vicente Fox ya dijeron que es un excelente candidato. En consecuencia, puede ser un candidato que tenga votos no solo de los priistas, sino de los panistas enojados con Anaya.
Por todo lo anterior, creo que será el candidato del PRI y será un candidato que matará muchísimos pájaros de un tiro; sin embargo, el principal problema que alcanzo a ver es que no es político, tendrá que trabajar mucho en esto, pues aunque es conocido por los empresarios más poderosos de este país, no lo es por la sociedad en general; de hecho, en las encuestas está muy abajo en las preferencias, y Andrés Manuel López Obrador le lleva una gran ventaja. Habrá que ir viendo cómo se posiciona con este su principal contrincante, ya que es claro que la contienda se dará entre estos dos personajes, pues hay que señalar que su postulación le dio el tiro de gracia al Frente Ciudadano por México.

Comentarios