Pachuca.- En los seis meses que lleva el proceso para despenalizar el aborto en Hidalgo, las muertes maternas incrementaron más de 40 por ciento en la entidad, de acuerdo con la coordinadora de la Red por los Derechos Sexuales y Reproductivos en México Hidalgo (Ddeser), Bertha Miranda Rodríguez.

En entrevista previa a la manifestación de ayer, la activista calificó como satisfactoria la aprobación de la interrupción legal del embarazo en Oaxaca y exigió al Congreso de Hidalgo que cumpla con su deber y haga lo propio en el estado.

En ese sentido, recordó que en Hidalgo la primera iniciativa para despenalizar el aborto fue presentada en marzo de este año, la segunda en julio y la tercera a principios de septiembre y en esos seis meses la mortalidad materna incrementó un 44.4 por ciento al pasar de nueve a 13 casos.

“Mientras los legisladores en Hidalgo están negociando con temas políticos, están jugando a ser legisladores, las mujeres están muriendo y muchas de ellas fue porque siguieron un embarazo y no tuvieron una alternativa para decidir si seguían o no”, declaró la también integrante de Marea Verde.

Por ello, urgió a las comisiones conjuntas de seguridad ciudadana y justicia, así como legislación y puntos constitucionales, a dictaminar la despenalización del aborto y enviar la iniciativa al pleno para que pueda ser votada por los 30 legisladores.

Finalmente, recordó que la propuesta para despenalizar el aborto hasta las 12 semanas de gestación ya cuenta con opiniones técnicas, es una iniciativa revisada y tiene todo, por lo que la demora es más bien un tema de voluntad política

Comentarios