Tuvo que morirse el profesor Carlos Hank González para que el PRI del Estado de México dejara pasar a Eruviel Ávila Villegas, un chichimeca del Valle de México, no atracomulca, a sentarse en la silla principal del palacio de Toluca. Él no lo hubiera permitido, mucho menos porque fue en agravio de su hijo consentido, su junior, Carlos Hank Rhon.
Pero lo hicieron en 2011. El argumento del padrino Arturo Montiel Rojas, tío de Peñita, fue que debían ganar allá en Toluca para que su delfín obtuviera el trofeo grande en la capital nacional, aunque ungieran a un ajeno chichimeca. Ninguno de los otros precandidatos a la gubernatura lo garantizaba, aunque fueran parientes o contaran con la marca de origen del pueblo.
El enfrentamiento de Montiel con Alfredo del Mazo, tío de Peñita, que a fuerza quería entronizar a su vástago, fue inmediato. Se recordaron a toda la familia; pusieron en venta todos sus retratos. Pero el sobrino Peña acabó inclinándose por Eruviel, dicen que merced a favores recibidos de obligado silencio, de largo alcance.

Ana Lilia Herrera,
discriminada por ser mujer

Hoy, es Eruviel quien está con la papa caliente en las manos. El enfrentamiento entre Montiel y Del Mazo continúa. Nuevamente, ambos pujan en otro capítulo de la subasta: quieren poner a su delfín en el mismo sillón. Del Mazo, necio con su junior Alfreditito, demasiado cercano a la corrupción galopante o, cuando menos, a su sobrina Carolina Monroy del Mazo. Montiel, apoyando a la secretaria de Educación, otra chichimeca sin la marca de origen para sentarse.
Y lo que es la vida: aunque Ana Lilia Herrera Anzaldo tiene los méritos partidistas suficientes, pues sacó al panismo de Metepec después de que los blanquiazules despacharon y se despacharon la barbacoa en ese chiringuito durante tres periodos consecutivos, y pese a que ganó la senaduría por mayoría, tiene en contra el estigma del género.
Tiene mayores méritos que Alfreditito, sin duda alguna. Pero los padrinos de éste afirman que Ana Lilia no garantiza el triunfo. Es mujer, y jamás ganaría, aunque peleara el listón frente a la corrupta panista Josefina Vázquez Mota, demasiado desprestigiada por haberle recibido 900 millones de pesos a Videgaray y a su lacayo, el Guasón Meade, previa merma, usted sabe.

Eruviel prefiere a su
favorito Erasto Martínez

Este es el resquicio. Por aquí quiere colarse Eruviel para imponer a un tercero en discordia, producto genuino de sus aberraciones y sus dispendios: Erasto Martínez Rojas, secretario de Finanzas, 25 centímetros abajo de la estatura corporal del gobernante, como marcan los cánones toluquitas, pero eso sí, muy cumplidor en todos los gastos y gustos.
Erasto es la mano derecha de Eruviel. Renuente a contestar a los medios –por algo será–, tiene la dislexia oportuna para equipararse a casi todos los más de 50 fruncionarios de primer nivel en la tolucopachucracia que se disputan la nominación. Ha ocupado todos los cargos que generan los grandes bisnes en terrenos mexiquenses.
Pero si de méritos personales se trata, está por encima de todos. Le ha cubierto las espaldas a Eruviel Ávila Villegas, desde que ocupó la misma posición en la presidencia municipal de Ecatepec, de donde Arturo Montiel Rojas seleccionó a su patrón. Pero desgraciadamente para él, no viene de Atracomulco. ¡El divino lo agarre confesado!

Los parientes,
descartados de la contienda

Los parientes, empezando por el de Los Pinos, están en contra del chaparro Erasto, aunque dicen los que saben, que dos cuchillos no se pican. Es demasiado el atrevimiento de Eruviel, los estándares de feminicidios, robos, peculados, Tultepec y la complicidad manifiesta con las bandas del crimen organizado no le alcanzan para tamaña empresa. Al menos es lo que los de Atracomulco mandan pagar en la prensa.
Pero los parientes están descartados de la contienda. No pasarán, porque quien se encargará de las despensas, las maletas y los cochupos es Eruviel, pues dicen que el que originalmente fuera designado jefe de campaña, el estulto Vi(rey)garay estará ocupado en agasajar al yerno de Donald Trump. El toluquismo no puede esperar, ahora que su oportunidad diplomática puede rebasar los empeños de Isidro Fabela, creador del Grupo Atracomulco.

Nemer y Hank Rhon,
también fuera de la lista

El otro que está descartado es Ernesto Nemer, por casi las mismas razones que borraron a los parientes Del Mazo y Carolina Monroy. Estuvo en el peor momento y en mala hora: antes de tiempo, se divorció de la sobrina de Del Mazo, Carolina, socia de Higa, arguyendo honradez, ¡hágame usted el refabrón cavor! Así no se puede, Ernesto, menos si eres el gallo del infame Chuayffet, el otro santón fracasado.
‎El junior del Profesor, Carlos Hank Rhon, padre del otro Carlos, el dueño de Banorte, ya no puede entrar al quite, ni en el segundo tiempo del partido. Está repleto de obras de infraestructura que su holding realiza desde hace seis años que fue desbarrancado de esa contienda. ¡Pobre! Ni para dónde hacerse. Hay que jalar con las mulas que quedan.

La “izquierda”, agrupada en torno al dinero

El ajedrez montado por Eruviel es teóricamente impecable. Tiene en la bolsa, gracias al dinero confiado por el pueblo que le ha costado comprar a perpetuidad a Dante Delgado, el dueño del Movimiento Ciudadano, quien a contrapelo del Grupo Guadalajara de la misma franquicia se adelantó a transar en lo oscurito y, de paso, echar al caño cualquier atisbo de coalición nacional.
Lo mismo a Héctor Bautista, el cacique mexiquense del PRD, dueño absoluto de la tribu ADN, insignia de esa embarcación naufragada, presta para entregar las banderas a bajo costo. Ni qué decir del Partido del Trabajo, donde el Beto Anaya es el listo que se cuelga del primer gancho. Hay mucho dinero, y la “izquierda” se ha agrupado en torno de él. ¡Faltaba más!
‎Por el lado de la derecha, ante el escándalo nacional e internacional de la dichosa Josefina Vázquez Mota con el dinero que supuestamente entregaba a los migrantes, que nunca han necesitado de una vejiga blanquiazul para nadar, está absolutamente en la olla, es impostulable. Solo quedan dos jugadores de tercera división: Ulises Ramírez, lacayo de Rafita Moreno Valle, y José Luis Durán, varias veces comprometidos con las maleta$ provenientes de Toluca.

Le ha salido barato; solo ha costado mucho dinero

Así, piensa Eruviel Ávila Villegas, que en esta partida de dominó, él es el único que tiene capicúa. Todo está hecho, argumenta, y le ha salido tan barato que solo le ha costado dinero, muchísimo dinero. La izquierda y la derecha, absolutamente compradas, indefensas y obsequiosas a sus designios. Alineados para defender la raída camiseta de los Diablos Rojos.
Están las cosas tan del nabo, que hasta Isidro Pastor, el nazi fascista defenestrado de la Secretaría de Movilidad local, ya no solo por la corrupción –que es el sello de la casa– sino por su incapacidad mostrada ante las huestes del gasolinazo, quiere jugar una candidatura independiente, pues ha convencido a sus patrones de la clerigalla y de los capitostes del Valle de México que él puede ser la opción. No cabe duda que está frito, demasiado tocado por la corrupción y la sevicia indolente de los atracomulcas.

Miranda y Navarrete, ¡cobrando favores a Salinas!

Por el lado de los otros priistas, el panorama está de terror: Alfonso Navarrete Prida, el que se atrevió a llamar estadista al de Los Pinos en la fracasada reunión tripartita para le defensa de la economía familiar, quiere cobrar un favor obsoleto que, en esencia, es el mismo en el que se basa para facturar Luis Miranda, el compadre favorito de Peñita.
‎Se trata del asunto Raúl Salinas de Gortari. Cuando Luis Miranda era secretario de Gobierno, colaboró a dejar limpio su expediente en Almoloya, a costa de muchos imponderables, usted sabe. Navarrete quiere que le paguen el haber ayudado a desaparecer al otro hermano incómodo del clan. Aunque sepan que el mismo favor no se paga dos veces a distintas personas, los dos están tercos en que debe ser así. Y así, ni las gallinas ponen, ni la de los huevos de oro que Peñita insiste en destazar.
‎Además, el único que cobraba los favores al salinismo ya chupo faros. El profesor llegó a acumular tanto poder que podía ordenar y proteger a quien hiciera los trabajos sucios en San Catarino, Tianguistenco, el Hipódromo Agua Caliente o Lomas Taurinas, en Tijuana, donde no se movía una hoja sin que él supiera. Y lo peor: Salinas de Gortari ya no puede defender ni a su maltratada sobrina Claudia. En este juego, perdieron todos los parientes, pues no hay moche.

Desde 2012, una mala temporada para los choriceros

‎Ahora, solo falta saber lo que los ciudadanos conscientes decidan en las urnas. Nadie ha tomado en cuenta al voto antisistémico, que puede optar por alternativas no previstas. Lo que está fuera de duda es que ha sido una mala temporada para el cuadro choricero. Los Diablos Rojos andan sotaneando en la tercera división y, quien quite, pueden bajar a la cuarta.
Si siguen así las cosas, ni el fantasma de Nemesio Díez querrá asomarse a ver otro partido en La Bombonera. Así como ya nadie de los favorecidos quiere sudar su camiseta, mucho menos echarle ganas a un partido absolutamente perdido, desde que sonó el silbato.
A estas alturas del partido, ¡ya ni sus hinchas les aplauden!
¿O usted qué hubiera hecho?

Índice Flamígero: Los clásicos del tricolor repiten y repiten que “las elecciones del Estado de México son el laboratorio de las presidenciales que se juegan el año siguiente”. Empero, “en los hechos no es así –dice el politólogo Arturo Maximiliano García–, ya que conforme a antecedentes recientes, el PRI puede ganar e incluso arrasar en el Estado de México, pero esto no es determinante para hacerse de la Presidencia de la República. Tanto en 1999 como en 2005, el tricolor obtuvo victorias en la elección para gobernador, pero en ambos casos perdió elección presidencial un año después. Sin embargo, de lo que no hay referente es qué pasaría al PRI si fuera derrotado en el Estado de México.” + + + Y el gobiernito sigue empeñado en entregar despensas y más despensas en las zonas marginadas del EdoMex. Luis Miranda, quien cobra como titular de Sedesol, y su antecesora en ese cargo, Rosario La Ahumada Robles, encabezan ese chantaje que juega con la pobreza de los mexiquenses. + + + En el departamento de abarrotes, aclaraciones, frutas y verduras, acuso haber recibido misiva de Lorenzo Lazo Margáin quien, en nombre de Miguel Alemán Velasco, señala: “…Desde 2001 quedó plenamente sustentado en documentos oficiales del Gobierno Federal el reconocimiento de los pagos pendientes por partidas magisteriales federales al gobierno del Estado de Veracruz por un monto final de 3 mil 500 millones de pesos. Los antecedentes, negociaciones y resultados de este adeudo del Gobierno de la República con el gobierno del Estado de Veracruz quedaron plenamente documentados en su oportunidad ante el Congreso del Estado y en las cuentas públicas correspondientes. Dichos recursos se obtuvieron mediante un crédito respaldado con las garantías del Gobierno Federal arriba referidas y se ingresaron totalmente al erario estatal. En segundo lugar, cabe informar a usted que no existe fundamento alguno que vincule la conclusión del mandato hace más de 12 años con los servicios de una línea aérea que fue creada hace poco más de 10 años, por lo que la información trascendida es falsa y carente de fundamento…” Esto, porque el viernes se publicó aquí información que no es anónima, y cuyo remitente está plenamente identificado. + + + También, en otra carta, Humberto Moreira, manifiesta estudiar si toma o no acciones legales contra el escribidor, por lo publicado aquí el pasado 3 de enero, y que hoy es tema en toooodos los medios de comunicación. + + + Dice don Alfredo Álvarez Barrón que “la gallina de los huevos de oro no se secó; la secaron el despilfarro y la corrupción.” Y El Poeta del Nopal borda al respecto: “Lo dijo una pitonisa, / de las que todo lo saben: / cuando los huevos se acaben / será mejor ir a misa; / se fue extinguiendo sin prisa, / y el colmo de los excesos, / con un sencillo proceso / le dieron la extremaunción, / los siervos de la nación / ¡sólo dejaron los huesos!”.

www.indicepolitico.net
[email protected]
@pacorodriguez

Comentarios

COMPARTIR
Artículo anteriorEn peligro de extinción…
Artículo siguientePor la unidad nacional con el Congreso Nacional Indígena
Columnista político desde 1977. Comentarista radiofónico y de televisión. Publica su columna “Índice político” en 47 medios de comunicación de la República mexicana y tres de Estados Unidos. Apunta con el Índice, pero también propone.