La simulación es una metodología educativa para la enseñanza de la atención médica y tiene múltiples definiciones, pero se puede concretar como una representación de un acto, lo más acercado a la realidad, de tal manera que favorezca el aprendizaje de las ciencias de la salud, determinándose como la herramienta indispensable en los tiempos actuales para una enseñanza médica de alto nivel, antes de estar en presencia del paciente real.

La simulación para la enseñanza médica tiene su origen en la segunda mitad del siglo XX, bajo los criterios de la preparación de los pilotos de avión, quienes pasan muchas horas en simuladores de vuelo antes de poder acceder a un avión real; los pioneros en el área de la medicina fueron un grupo de anestesiólogos unidos con fabricantes de juguetes que diseñaron un modelo para reanimación cardiopulmonar, posteriormente se han desarrollado múltiples modelos de diferentes complejidades. La simulación, acompañando a la reforma educativa, busca básicamente aplicar nuevas estrategias de enseñanza utilizando las nuevas tecnologías.

Esa práctica da acceso a la adquisición de habilidades físicas y cognitivas, así como a la realización de destrezas en maniquíes o pacientes estandarizados, permitiendo así disminuir la posibilidad de realizar en la vida real acciones de atención a la salud inadecuadas.

Tiene múltiples aplicaciones que deben involucrar experiencias que den al estudiante posibilidades de tener aprendizajes lo más apegados a la realidad. Se ha demostrado que los alumnos entrenados con simulación trabajan con menor estrés y con mayor seguridad en la realización de sus procedimientos.

Una simulación exitosa se basa en el compromiso de los participantes para realizar los roles que les correspondan e imprimir el mayor realismo a la práctica.

Por lo anterior y con el deseo de nuestra alma mater de estar a la vanguardia de la enseñanza, se hizo necesario que el estudiante del Instituto de Ciencias de la Salud (ICSa) estuviera en contacto con la simulación, creando un espacio físico donde realizara los procedimientos de simulación, mismo que se denominó Centro Latinoamericano de Educación Médica por Simulación (Clemps).

El espacio se ubica en la quinta etapa del ICSa y su área física está integrada por: unidad de terapia intensiva, área de cirugía laparoscópica, unidad básica integral, consulta externa, urgencias, área clínica uno, pediatría, área clínica dos, área clínica tres, unidad de neumocardiología, unidad de gineco-obstetricia, sala de labor y área de odontología.

El Clemps atiende potencialmente a toda la comunidad estudiantil del ICSa, integrada por las áreas académicas de enfermería, farmacia, gerontología, medicina, nutrición, odontología y psicología, cuya población es aproximadamente de 2 mil 479 alumnos.

Las actividades del Clemps durante cada semestre están divididas en: realización de exámenes profesionales prácticos para los alumnos de medicina, con un promedio de 5 mil 595 evaluaciones; examen clínico objetivo estructurado (ECOE), que se realiza al término de cada periodo escolar con promedio de 5 mil 304 evaluaciones a los estudiantes de tercero a octavo; examen de perfil progresivo a los semestres cuarto y octavo de la carrera profesional de médico cirujano, dando atención al total de alumnos inscritos en los semestres antes mencionados; atención de la materia integración básico clínica a los semestres de tercero a octavo con un promedio semestral de 8 mil 487 prácticas, mil 25 prácticas de la materia de gineco-obstetricia, mil 750 prácticas de preinternado, uso de anatomage en 30 sesiones, electrocardiografía en cinco sesiones independientes de las realizadas en integración básico clínica, para el área de académica de enfermería se realizan 321 prácticas de primero al quinto semestre y séptimo, el área académica de odontología realiza aproximadamente mil 400 prácticas; en cuanto a las áreas académicas de nutrición, farmacia, gerontología y psicología, en conjunto realizan aproximadamente 50 prácticas.

Gracias a tener y mantener esos recursos didácticos, desde su ingreso nuestro estudiante tiene la oportunidad de estar perfectamente capacitado para que cuando se convierta en profesional llegue con una formación sólida que le permita no cometer errores.

Comentarios