Like
Like Love Haha Wow Sad Angry

En Cherán, Michoacán, están realizándose ya las elecciones municipales, ellos le llaman nombramientos de los 12 keris que formarán el concejo mayor, órgano que equivaldría al presidente municipal. Hay que señalar que estas elecciones son completamente diferentes a lo que conocemos la mayoría de los mexicanos; de inicio, el pueblo de Cherán realiza dos elecciones para nombrar a sus keris, una interna para ellos, donde no van ni periodistas ni el Instituto Electoral de Michoacán, y otra donde estos ya pueden entrar.
Ahora, hay que aclarar que esas elecciones se basan en los requisitos establecidos en la convocatoria que previamente, por asamblea general, se consensa con todo el pueblo. Durante varias sesiones en asamblea general (seis) se discute qué temas podrían cambiar respecto a la anterior. De los temas que fueron álgidos me llamaron la atención: el de continuar con el tópico de la no reelección, no se quieren fortalecer cacicazgos, que tanto mal le hicieron en el pasado a la comunidad; otro fue el aumento de salario de los keris, la respuesta fue rotunda “este puesto no es para hacerse rico, para eso hay otros caminos, este es un puesto para servir a la sociedad, es un compromiso con la comunidad”, esto me pareció trascendental pues uno de los elementos por los que la sociedad ya no cree en los políticos es porque ven los puestos públicos como espacios para enriquecerse; otro aspecto es hacer efectiva la revocación de mandato, es decir, que a aquellos que no estén trabajando por el bien de la comunidad se les quite del puesto, pues debe privilegiarse a la comunidad antes de los intereses individuales; la edad también fue uno de los puntos más importantes, pues para los cheranenses el concejo mayor debe estar formado por gente mayor, pensando en el antiguo concejo de los ancianos, que eran comuneros con experiencia y conocían a la comunidad, por tanto, se concluyó que la edad conveniente para ser keri era de 45 años cumplidos a más; finalmente, la participación de la mujer, aunque hay resistencias, como en todo el país, por la participación de ellas, aunque se consensó que por barrio debía darse la postulación de por lo menos una keri.
Bajo esa convocatoria se llevaron a cabo las dos asambleas por barrio para realizar los nombramientos de los keris; la primera fue el 20 de mayo de 2018, como ya he comentado en este espacio en Cherán hay cuatro barrios, en este sentido, cada uno de ellos debe escoger tres keris. La elección en los cuatro barrios se programó para el mediodía, sin embargo, las personas empezaron a llegar desde las 11 horas. Cuando se consideró que ya había llegado el mayor número de comuneros se dio inicio a la asamblea. El primer punto fue leer la convocatoria, luego se procedió a preguntar fogata por fogata si había propuestas, después los que fueron nombrados pasaron al frente de la asamblea, se les preguntó si aceptaban y si así era, se pasaba a la votación, que consistió en que cada comunero se formara detrás del que apoyaba; después, quienes llevaban la mesa contaban a las personas, hacían públicos los resultados y fin de la elección. Hay que aclarar que por cada barrio hubo en promedio seis candidatos, cuatro hombres y dos mujeres, de los cuales solo tres podían ser electos.
No hay posibilidad de fraude, el conteo es en voz alta, no hay forma de mentir en los números; y no cuesta dinero esta elección, pues tanto la comisión de enlace, que son los que organizan todo el debate en la comunidad para lograr la convocatoria, como la mesa de los debates, que son los encargados de llevar la mesa el día de la elección, no reciben paga por su trabajo, es voluntario y completamente por la comunidad, y sin dinero. Este punto es muy importante, pues de acuerdo con declaraciones del consejo general del Instituto Nacional Electoral (INE), para garantizar una elección democrática en México es necesario que los consejeros electorales ganen mucho dinero; de manera contraria, en Cherán la elección más democrática que he visto en México no cuesta ni un peso.
Para la siguiente semana, el día 27 de mayo se dio la segunda elección, en donde solo se ratificaron a los que ya se habían nombrado previamente; para ello, el Instituto Electoral de Michoacán está presente y da aval de una elección limpia, transparente y legítima, donde participa la mayoría del pueblo.
En esas elecciones, al igual que en todo México, observé que el votante prefiere a un hombre sobre una mujer, por lo que aún falta ganar igualdad en ese espacio, sin embargo, a pesar de esa resistencia llegaron tres mujeres a un concejo mayor de 12 miembros; también pude ver mayor participación en la segunda elección o nombramiento, lo cual llama la atención, pues la primera es la de la comunidad, sin embargo, los cheranenses dejan ver con ese resultado el respeto al Instituto Electoral de Michoacán como el órgano que legitima su elección de usos y costumbres.
Fue muy interesante observar cómo la comunidad durante semanas se dedica a sus elecciones, pues primero son reuniones para la convocatoria, luego son las elecciones, dos para nombrar a los keris y otra para los que estarán en los consejos operativos, tres en total; pero aunado a lo anterior, hay que señalar que cada una de esas asambleas dura de tres hasta cinco horas.
Por tanto, la participación de estos mexicanos me parece que es de muy alta consciencia; cuál fue el problema que observé, que no todo el pueblo votó, hubo ausencias, hoy no son significativas, pero se tiene que trabajar para que esto no represente un peligro a futuro, y la democracia participativa que se vive en Cherán siga siendo el ejemplo en México.

Like
Like Love Haha Wow Sad Angry

Comentarios