Pachuca.- La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) emitió 27 recomendaciones derivado de violaciones a las garantías individuales de ciudadanos cometidas por el gobierno de Hidalgo de 1990 a la fecha. Y tres recomendaciones continúan en trámite con cumplimiento parcial: por una mujer de origen náhuatl que perdió a su bebé tras la omisión médica en Tulancingo; una más por una denuncia contra agentes luego de una protesta en una empresa de Ciudad Sahagún y la tercera por la tardanza en atender a un herido que falleció en Huejutla.

En dos recomendaciones más, el gobierno del estado incurrió en un cumplimiento insatisfactorio al no sancionar el actuar de policías ministeriales de Mixquiahuala y Tula que afectaron la pronta procuración de justicia en despojos.

Las 21 recomendaciones restantes fueron aceptadas en su totalidad con “pruebas de cumplimiento total” por el gobierno de Hidalgo, de acuerdo con una solicitud de información hecha por este diario.

Indígena perdió a su bebé por omisión en Tulancingo

Una embarazada de origen náhuatl, de 21 años y originaria de Zacapehuaya, Pahuatlán, Puebla, no recibió atención en los servicios de salud de dicho estado, por lo que acudió al centro médico de Tulancingo, donde nació su bebé, pero murió por una inadecuada vigilancia.

Así lo estableció la CNDH en su recomendación dirigida a los gobiernos de Puebla e Hidalgo, el 14 de diciembre de 2016, donde pidió al gobernador Omar Fayad reparar el daño a la joven, sin embargo, hasta el momento la recomendación fue cumplida parcialmente.

Médicos de Pahuatlán dijeron que no contaban con “ginecólogo o anestesiólogo, ni pediatra” el 6 de septiembre de 2015 a las 22:50 horas, por lo que indicaron el traslado de la joven al hospital general de Huauchinango, pero la ambulancia no tenía gasolina, ni había chofer.

La mujer perdía “mucho líquido, rompiéndose la fuente”, por lo que sus familiares decidieron llevarla al hospital general de Tulancingo, dependiente de la Secretaría de Salud de Hidalgo.

En dicho lugar fue internada el 7 de septiembre de 2015 a las 1:46 horas, donde nació su bebé, pero “debido a la inadecuada vigilancia y dilación en la resolución obstétrica por parte del personal del hospital general en Hidalgo, tuvo complicaciones que produjeron una inestabilidad cardio-respiratoria, lo que dio como resultado que muriera”.

Aceptan parcialmente en Ciudad Sahagún

 El 30 de septiembre de 2014, la CNDH anunció una denuncia de hechos contra agentes que incurrieron en inconsistencias durante la investigación sobre la protesta de extrabajadores sindicalizados, en una empresa de Ciudad Sahagún, que provocó una persona muerta.

Esto, luego que un empresario acusó irregularidades cometidas por personal de la Procuraduría General de Justicia (PGJEH), sin que la Comisión de Derechos Humanos de Hidalgo (CDHEH) haya realizado pronunciamiento alguno contra esa dependencia.

De acuerdo con la comisión nacional, el recurso de impugnación fue aceptado por el gobernador Francisco Olvera Ruiz, pero con pruebas de cumplimiento parcial.

El 28 de enero de 2012, se solicitó el apoyo a la Policía municipal durante una protesta en una empresa de Ciudad Sahagún y ante la falta de ayuda, la seguridad de la planta contuvo a los agresores, al resultar varias personas heridas por disparos de arma de fuego.

Una de los manifestantes murió; sin embargo, de acuerdo con el empresario que inició la queja, existen contradicciones sobre el fallecimiento, ya que ocurriría antes de la protesta.

 Tardan dos horas en atender a hombre herido; murió

 El gobierno de Hidalgo aceptó la recomendación derivado de un hombre que sufrió una herida en el rostro provocada por un arma de fuego, quien tuvo que esperar dos horas para recibir atención médica en Huejutla, lo que provocó su muerte.

No obstante, el gobierno de Francisco Olvera Ruiz cumplió parcialmente la recomendación, que pide reparar, en coordinación con el IMSS, el daño a familiares, proporcionar atención psicológica y colaborar en la presentación y seguimiento de la denuncia ante la procuraduría estatal.

El hombre fue trasladado al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Huejutla a las 3:38 horas, pero al no haber un médico especialista en cirugía general fue enviado al hospital regional de ese municipio, donde tampoco fue admitido.

Por lo que el hombre, quien recibió un disparo en un baile popular, en la localidad Ozuluama, Huizachahuatl, el 5 de agosto de 2012, fue enviado de nueva cuenta al IMSS donde sufrió un paro cardio respiratorio y murió a las 5:30 horas.

Rechaza gobierno recomendación por caso Befesa

La CNDH concluyó en octubre de 2009 que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y el gobierno de Hidalgo no informaron de manera clara y veraz sobre la instalación del confinamiento de residuos peligrosos de Befesa en Zimapán.

Sin embargo, ni las dependencias federales, ni el gobernador de Hidalgo, Miguel Osorio Chong, aceptaron la recomendación.

El 2 de diciembre de 2007, habitantes de Zimapán discutían la instalación de un confinamiento de residuos peligrosos de Befesa cuando fueron agredidos por un grupo de personas, quienes recibieron protección del subsecretario de Gobierno del estado, al argumentar que los llevaría a un hospital.

Más de 200 habitantes acudieron al centro médico para evitar que los agresores escaparan y a solicitud de la presidencia municipal, que temía otro enfrentamiento, llegaron 800 elementos de Seguridad Pública estatal que detuvieron a 44 personas.

Por tanto, la CNDH pidió al gobierno de Hidalgo investigar las posibles irregularidades en que incurrieron los servidores públicos que participaron en el operativo desplegado en diciembre de 2007.

No detienen para “evitar conflicto mayor”

 La CNDH documentó el 14 de octubre de 2005 que la Policía Ministerial en Mixquiahuala no dio cumplimiento a las órdenes de aprehensión por los delitos de robo, daño en propiedad y despojo agravado, bajo el argumento de que los responsables “no salían de su domicilio y que su detención generaría un conflicto social”.

Y aunque el gobernador Osorio Chong aceptó la recomendación, la comisión consideró como insatisfactorio su cumplimiento.

Antes, la Comisión de Derechos Humanos de Hidalgo (CDHEH) pidió a la procuraduría iniciar un procedimiento contra los ministeriales que no ejecutaron en un lapso de dos años las órdenes de aprehensión, pero al no ser tomada en cuenta, los quejosos iniciaron impugnación en la CNDH.

Ministeriales retardan acceso a la justicia

El 21 de agosto de 2002,La recomendación fue aceptada por el gobierno de Miguel Ángel Núñez Soto, pero con cumplimiento insatisfactorio.

La comisión documentó que pasaron 11 meses desde que el juez liberó la orden de aprehensión, julio de 1998, hasta que el director general de la Policía Ministerial la envió al comandante del grupo Tula para que fuera cumplida.

Incluso el comandante aseguró que la orden no se había podido ejecutar “por tratarse de una zona conflictiva y para evitar enfrentamientos con los vecinos”, lo cual, consideró la CNDH, afectó la pronta y debida procuración de justicia.

Desglose

Recomendación Nivel de cumplimiento Resumen
2016/58 Aceptada, con pruebas Mujer n?uatl de 21 a?s pierde a su beb? por no recibir atenci? m?ica oportuna en ambos estados
de cumplimiento parcial
2014/45 Aceptada, con pruebas Denuncia por irregularidades en la investigaci? de una protesta en empresa de Ciudad Sahag?
de cumplimiento parcial
2014/30 Aceptada, con pruebas Hombre que muri? por no recibir atenci? m?ica oportuna en Huejutla
de cumplimiento parcial
2009/68 No aceptada No informar de manera clara y veraz de las medidas de operaci? y seguridad del confinamiento en Zimap?

Comentarios