Pachuca.- Las mujeres trabajadoras gozarán de un día hábil al año con goce íntegro de sueldo con el fin de someterse a la realización de exámenes médicos de prevención de cáncer de mama y cérvico uterino.
Lo anterior, al adicionar un segundo párrafo al artículo 17 de la Ley de los Trabajadores al Servicio de los Gobiernos Estatal y Municipales, así como de los organismos descentralizados de Hidalgo, la cual fue impulsada por el representante por el distrito de Tulancingo Luis Alberto Marroquín.
Durante la lectura del dictamen, a cargo de la diputada priista Marcela Vieyra Alamilla, expresó que actualmente es la segunda causa de muerte entre la población femenina con casi 4 mil fallecimientos y con una tasa de 11.3 defunciones por cada 100 mil mujeres, según cifras del Instituto Nacional de las Mujeres.
“El cáncer de mama, como la mayoría de las enfermedades, es multidimensional y multifactorial, lo cual lo convierte en un problema de salud complejo, tanto en su curación, como en su prevención y detección oportunas, por lo que es necesario que las mujeres trabajadoras inviertan un día laboral para ir al médico”, subrayó.
Agregó que, aunque han avanzado en la detección, manejo y control de neoplasias, aún persiste el hecho de que más de 50 por ciento de los diagnósticos se efectúan en etapas avanzadas y terminales. De acuerdo con lo aprobado, para justificar ese permiso deberán presentar el certificado médico correspondiente, expedido por una institución de salud pública o privada.

Estadísticas

  • La diputada priista
    Marcela Vieyra Alamilla expresó que actualmente es la segunda causa de muerte entre la población femenina con casi 4 mil fallecimientos y con una tasa de 11.3 defunciones por cada 100 mil mujeres

Comentarios