Enfrentan riesgos futbolistas jóvenes por conmociones cerebrales

477
fútbol soccer

Ciudad de México.- Un estudio de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) reveló que los jugadores de futbol jóvenes en México presentan conmociones cerebrales que pueden ir de leves a graves, lo que pone en riesgo su estado de salud.
El análisis se realizó mediante el uso de la herramienta de evaluación de conmoción en el deporte (SCAT, por sus siglas en inglés) para calcular y documentar los síntomas de una conmoción cerebral.
El trabajo de Mario Ortiz Ramírez y la presidenta del consejo universitario de la Universidad del Futbol y Ciencias del Deporte Gabriela Murguía Cánovas lleva por nombre Valores Basales de SCAT en Jugadores de Futbol Mexicanos.
Dicho estudio tuvo como objetivo conocer la prevalencia de conmociones cerebrales en la práctica de futbol, derivadas de un previo traumatismo craneoencefálico (TCE).
Una conmoción cerebral puede originar una lesión leve o severa que altera o interrumpe la función del cerebro, la cual se genera de manera común por un golpe en la cabeza, una caída, accidentes o por la práctica de deportes de contacto.
Entre las secuelas que deja la conmoción en los deportistas se encuentran alteraciones de concentración, equilibrio, memoria, entre otros, además de una merma en el rendimiento deportivo.
En una entrevista con la agencia informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Ortiz Ramírez indicó que para saber las puntuaciones de referencia en los deportistas mexicanos se aplicó la prueba SCAT.
Para el desarrollo del estudio, el investigador evaluó a 407 alumnos de la Universidad del Futbol y Ciencias del Deporte con una edad media de 16.3 años sobre la presencia de conmoción cerebral en los últimos 12 meses.
Los atletas se dividieron en dos grupos acorde con las horas dedicadas a entrenar: el primero con una práctica semanal de 12 horas y el segundo entre 13 y 24 horas; otra partición fue por edad, de 13 a 19 años y de 20 a 22.
Además, fueron segmentados en dos categorías de acuerdo con el total de meses de práctica: seis a 24 meses y otro mayor a este tiempo, asimismo se les preguntó si tuvieron en el año anterior algún trauma indicativo de conmoción cerebral.

Resultados

Del total de atletas,
22 (5.4 por ciento) sufrieron un traumatismo en el área de la cabeza, de estos, ocho (36.4 por ciento) afirmaron que el traumatismo fue leve, 12 (54.5 por ciento) lo catalogó como moderado y dos (9.1 por ciento) grave
En tanto,
de los 407 participantes, 161 (37 por ciento) poseían uno o más síntomas descritos por la prueba SCAT, con un promedio de 1.0 de los síntomas por atleta
Los cinco síntomas más usuales fueron
fatiga o falta de energía en 75 deportistas, somnolencia en 56, dificultad para concentrarse en 53, dificultad para recordar en 45 y dolor de cuello en 41

Comentarios