En una visita sorpresa, el gobierno estatal había detectado carencias en esa institución

Pachuca.- Tras cinco días de hacer una visita sorpresa al centro de salud de San Felipe Orizatlán, donde fueron detectadas carencias de equipo médico y mantenimiento, el gobierno del estado entregó parte de lo requerido a la clínica, en la que invertirá más de 2.3 millones de pesos.

El mandatario Omar Fayad Meneses dio a conocer que comenzaron los trabajos necesarios para mejorar el centro, al que dotarán de equipamiento por más de 570 mil pesos; así como de obra y mantenimiento por un millón 750 mil pesos, siendo en total 2 millones 320 mil pesos de inyección financiera.

Recordó que el 13 de febrero hizo el compromiso de mejorar el servicio y equipamiento de la clínica de San Felipe Orizatlán, luego de que su equipo de trabajo detectó deficiencias y necesidades durante la audiencias pública; además, indicó que revisarían las necesidades del personal.

A través de sus redes sociales, el titular del Ejecutivo estatal informó que para brindar mejores servicios de salud a los hidalguenses seguirá con las visitas sorpresa a los nosocomios y clínicas, para conocer y resolver las necesidades que existan.

La semana pasada, durante una audiencia pública en San Felipe Orizatlán, el gobernador anunció las acciones inmediatas para resolver las carencias del centro médico, luego de que el titular de la Secretaría Ejecutiva de la Política Pública José Luis Romo Cruz realizó una visita sorpresa a la unidad.

De acuerdo con gobierno estatal, los 2.3 millones de pesos servirán para que el complejo cuente con una unidad odontológica completa con equipo de rayos X; equipo de diagnóstico, básculas electrónicas, insumos de curación, mesa de exploración, instrumental quirúrgico y para la atención de obstetricia, donde los habitantes acuden en primera instancia.

Comentarios