Ciudad de México.- La jefa de Gobierno de la Ciudad de México Claudia Sheinbaum Pardo envió al Congreso local una propuesta de modificación a la ley de austeridad capitalina para poder hacer ajustes al presupuesto en emergencias como la actual por la pandemia del coronavirus (Covid-19).

El gobierno capitalino solicitó a los diputados agregar un artículo bis que les permita que para cualquier emergencia, ya sea sanitaria o en el caso de un desastre natural, la Secretaría de Finanzas de la Ciudad de México tenga la facultad de efectuar los ajustes necesarios al presupuesto.

La jefa de Gobierno dijo que la propuesta establece que por ley tiene que enviarse cada vez que haya una modificación en el presupuesto que corresponda a cierto porcentaje del ingreso y del egreso lo cual, aseguró, se hará con toda transparencia con los informes que requiere el Congreso de la Ciudad de México para que puedan hacerse los ajustes necesarios.

La iniciativa con proyecto de decreto apunta que se adiciona el artículo 23 Bis y un último párrafo al artículo 88 de la Ley de Austeridad, Transparencia en Remuneraciones, Prestaciones y Ejercicio de Recursos de la Ciudad de México al Congreso capitalino.

El último párrafo del artículo 88 de la ley mencionada establece que, cuando el ajuste acumulado rebase 10 por ciento del presupuesto anual asignado a cualquier dependencia, la jefa de Gobierno deberá solicitar la opinión al Congreso capitalino.

Sin embargo, la iniciativa presentada solicita que dicho párrafo no sea aplicado en caso de contingencia o desastre natural.

“Lo dispuesto en el párrafo anterior no será aplicable tratándose de emergencia sanitaria o desastre natural, en cuyo supuesto la persona titular de la Jefatura de Gobierno, por conducto de la Secretaría, aplicará las modificaciones al contenido orgánico y financiero, informando en un capítulo especial del informe de avance trimestral, la conciliación de las modificaciones realizadas, explicando a detalle los fundamentos, motivos y razonamientos de tales ajustes”, plantea la iniciativa.

En tanto, también propone la eliminación de la entrega de los informes financieros por el gobierno capitalino al Congreso de la Ciudad de México cuando en caso de contingencia realice un ajuste al gasto, cuya reducción equivale hasta a 5 por ciento de los ingresos previstos en el calendario mensual de recaudación.

Además, en caso de que la reducción de los ingresos supere 5 por ciento, no enviaría la propuesta con el monto de gasto a reducir y su composición por unidades responsables del gasto.

En contrapartida, plantea que sea la jefa de Gobierno de la Ciudad de México quien aplique las medidas de disciplina y equilibrio presupuestal.

Además, plantea que sea la jefa de Gobierno de la Ciudad de México quien aplique las medidas de disciplina y equilibrio

Comentarios