Por subejercicios, exceder el monto autorizado para pagar deuda y obra que no era financiable con fondos federales

Pachuca.- Subejercicios, exceder el monto autorizado para pagar deuda pública y obra que no era financiable con los fondos federales, son parte de las irregularidades del gobierno de Hidalgo en el ejercicio 2016.
Como parte del primer informe individual de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), el gobierno de Hidalgo está en riesgo de reintegrar 95 millones de pesos en caso de no comprobar su correcta aplicación, de los cuales hasta el momento ya devolvió
3 millones.
Tras la reforma que crea el Sistema Nacional Anticorrupción, el organismo presentó el 30 de junio un primer análisis a diputados federales y el estudio contempló 13 auditorías al gobierno estatal, con alcance de 4 mil millones de pesos.
El gobierno de Hidalgo tuvo 26 acciones promovidas, de las cuales tres corresponden a promociones de responsabilidad administrativa sancionatoria (PRAS), dos recomendaciones y 21 pliegos de observaciones. La primera auditoría fue concluida el 31 de marzo de 2017.

Ineficacia en el
ejercicio de los recursos

El monto total de reintegros del gobierno estatal fue definido por la ASF tras revisar fondos federales para el fortalecimiento de las entidades federativas y servicios de salud utilizados por el gobierno estatal. En la primera entrega, el ámbito educativo no fue incluido.
También contempla el ejercicio de fondos federales en Acaxochitlán, Huautla, Huejutla, Pachuca, Tula y Tulancingo.
Al revisar la aplicación del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas 2016 (FAFEF), la auditoría determinó recuperaciones por 92 millones de pesos y ya recuperó
3 millones, cuya correcta aplicación está en proceso
de verificación.
Del total señalado, 89 millones 134 mil pesos corresponden a recuperaciones
probables en ese fondo,
que el gobierno de Hidalgo deberá aclarar.
Dentro del FAFEF, la ASF detectó un subejercicio de 19 millones 907 mil pesos al 31 de marzo de 2017 cuya aplicación está pendiente por ejercer, lo que originó que la población objetivo no recibiera los beneficios programados.
La auditoría también presumió un probable daño por un millón 417 mil pesos por haber pagado 18 obras, adquisición de ganado, equipamiento de talleres y restaurantes que no son financiables con recursos de ese fondo.
El gobierno de Hidalgo garantizó 203 millones de pesos del FAFEF 2016 para pago de deuda pública, monto que excedió 25 por ciento lo autorizado por 3 millones de pesos, los cuales fueron reintegrados y quedó pendiente su aplicación.
Las autoridades estatales transfirieron 97 millones de ese fondo al programa de becas para la educación; sin embargo, aún están pendientes de comprobar a la auditoría 44 millones de pesos.
De acuerdo con los elementos anteriores, “se puede concluir que el gobierno de Hidalgo no ejerció con total eficacia y eficiencia los recursos del FAFEF, lo que no permitió el cumplimiento de la totalidad de los objetivos establecidos en 2016”, concluyó la auditoría.

Otras recuperaciones

Por el uso del Fondo de Aportaciones para los Servicios de Salud en Hidalgo, la auditoría estimó recuperaciones por 751 mil pesos.
Del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal, Huautla reintegró 105 mil pesos y Tulancingo podría regresar un millón 710 mil pesos.
En la construcción de la unidad profesional multidisciplinaria del IPN-Hidalgo o Ciudad del Conocimiento, la ASF estimó recuperaciones por un millón 208 mil pesos.

Rating: 4.0. From 1 vote.
Please wait...

Comentarios