Pachuca.- La Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) exigió al gobierno estatal el pago de la deuda pendiente por 142 millones 387 mil 99 pesos, correspondiente a mayo, junio, julio y agosto, por concepto de subsidio ordinario estatal.

En conferencia de prensa, el rector de la UAEH Adolfo Pontigo Loyola y el presidente del Patronato universitario Gerardo Sosa Castelán dieron a conocer que de acuerdo con el calendario de ministraciones para el ejercicio 2017, existe un adeudo del gobierno del estado encabezado por Omar Fayad Meneses, a quien pidieron gire la instrucción a la Secretaría de Finanzas para realizar el pago correspondiente.

Ambos funcionario universitarios señalaron que ante la falta de respuesta de la administración estatal, la comunidad universitaria realizará una marcha el 23 de agosto para exigir el pago del recurso que gobierno federal ya liquidó y que ha sido retenido por el Poder Ejecutivo de Hidalgo, afectando a 55 mil universitarios.

Pontigo Loyola precisó que el pago anual de ese recurso está fundamentado por la ley en el convenio marco para el apoyo financiero número 0530/16, de fecha de enero de 2016, y su anexo de ejecución 0904/2017 para las universidades públicas estatales (UPES 2017); documentos firmados por la Secretaría de Educación Pública federal, el gobierno estatal y la UAEH.

Reconoció la entrega puntual de los recursos del gobierno federal, con los cuales solventaron obligaciones esenciales de la institución, sin embargo, dijo que no sucede lo mismo con la administración estatal, ya que sus aportaciones a la universidad han sido administradas de forma parcial y extemporánea.

Existe riesgo de incrementar colegiaturas

Detalló que ese incumplimiento impacta en forma negativa a la comunidad universitaria, ya que pone en riesgo el pago de los salarios, prestaciones de seguridad social, vales de despensa, aportaciones para los fondos de jubilaciones, becas, movilidad académica de alumnos y profesores; por lo que de seguir así, la UAEH tomaría medidas drásticas como incrementar las colegiaturas y eliminar la gratuidad del transporte escolar Garzabús.

Sosa Castelán señaló que “esto afectaría al bolsillo directamente de los padres de familia, esto no es un asunto exclusivamente de la universidad, es un asunto de la sociedad, porque la educación que impartimos es pública y de calidad”.

Indicó que en caso de salir a marchar para exigir el pago, la comunidad universitaria estará defendiendo una causa justa “en lo que no hay ningún trasfondo político, ni tiene nada que ver con cualquier otra cosa”, ya que si pagan los recursos antes, la marcha no se llevaría a cabo.

Comentó que dar a conocer la situación financiera de la universidad es una medida preventiva, “estamos previendo focos amarillos, para que no se presente el mismo caso del sexenio anterior”.

La administración estatal, sentenció, debe entregar el dinero a la universidad, “porque los recursos no son propiedad del gobierno del estado, son recursos que provienen de los impuestos de la sociedad mexicana, principalmente la hidalguense”.

Deuda

  • El gobierno de la entidad
    adeuda a la Autónoma de Hidalgo 142 millones 387 mil 99 pesos por concepto del subsidio ordinario estatal
  • Desde 2004,
    la universidad es auditada por la Auditoría Superior de la Federación y otros organismos, solventando observaciones a tiempo y en forma
No votes yet.
Please wait...

Comentarios