Pachuca

El Frente de Comunidades en Defensa del Territorio, grupos de la sociedad civil de Hidalgo y Puebla, se manifestó ayer por la mañana para exigir el freno al Proyecto Pachuca y la extracción minera de Zimapán.
Afuera del Tuzoforum, integrantes de esas asociaciones se pronunciaron por la defensa del territorio y el buen uso del suelo.
Realizaron una cadena para solicitar al gobierno y especialistas revisar las carpetas técnicas para determinar si hay daños a la salud y afectaciones al medio ambiente.
El Proyecto Pachuca consiste en el tratamiento de remanentes minerales mediante la implementación de tecnología, lo que permitirá procesar hasta 2 mil 500 toneladas de jales para su transformación y recuperación de valores de oro y plata.
Será un complejo industrial de 418 hectáreas, destinarán 17.5 para la planta de beneficio, 287 para la presa de jales, mientras que 113 serán consignadas para una reserva ecológica.
El frente condenó el uso de tecnología para modificar el ambiente y los posibles daños a la salud.
Las organizaciones también hablaron de cómo en esos proyectos se han violado algunas disposiciones territoriales. Denunciaron que en el límite entre Puebla e Hidalgo ya trazaron el gasoducto que llegará hasta Veracruz y cruzará varios municipios, sin embargo aún no tienen el permiso de la tierra.
Ese gasoducto que licitó la CFE debe concluirse en 2017. Apenas empiezan los trámites de permiso de uso de tierra y la negociación con los dueños de los terrenos.

Dato

Realizaron una cadena para solicitar al gobierno y especialistas revisar las carpetas técnicas para determinar si hay daños a la salud y afectaciones al medio ambiente

Comentarios