Ciudad de México

Carlos López Valdez, ex sacerdote de la Iglesia católica, fue detenido por el delito de abuso sexual en contra de un menor de edad y por corrupción de menores cometido hace más de 20 años. El indicado fue ingresado al Reclusorio Preventivo Varonil Oriente.

López Valdez fue detenido por elementos de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) en la localidad de Jiutepec, en el estado de Morelos, bajo la orden girada por el Juez 55 Penal con sede en la prisión anteriormente referida.

En la causa penal 244/08 quedó asentado que el presunto delincuente, valiéndose de su investidura como sacerdote, abusó sexualmente del entonces menor de 11 años de edad identificado como Jesús Romero Colín, durante un periodo de cuatro años, suscitándose de ese modo tocamientos de índole sexual y violaciones entre 1994 y 1998.

Fue hasta 2007 que el agredido interpuso una demanda por los abusos cometidos, situación que al darse a conocer, generó una serie de investigaciones por parte del Tribunal Eclesiástico de la Arquidiócesis Primada de México, que solicitó se iniciara un juicio canónico en contra de López Valdez.

Como resultado, la Arquidiócesis mexicana dio parte a la Congregación de la Doctrina de la Fe en la Santa Sede en Roma, Italia, para que continuara con las diligencias de investigación.

Luego de recabar las pruebas suficientes, en 2010 las autoridades eclesiásticas emitieron su sentencia definitiva, que terminó por proscribir a López Valdez del sagrado ejercicio del ministerio, así como le prohibió predicar y desempeñar algún oficio directivo en el ámbito pastoral o como administrativo parroquial.

Comentarios