El gobernador Omar Fayad aclaró ayer que aún no hay nuevo titular de la Secretaría de Cultura estatal, tema del que tanto se especuló hace unos días. Todo comenzó cuando en un acto público, Olaf Hernández, “enlace de la oficina del gobernador para la construcción de la nueva política cultural del estado” fue nombrado por los participantes, sin que haya sido previamente formalizado su cargo, como el nuevo secretario de Cultura. A partir de ahí hubo protestas de gestores y creadores, quienes advirtieron que Hernández no es la persona idónea para el cargo, sobre todo por su falta de experiencia en el sector y por su aparente falta de vinculación con los creadores. No obstante, ayer el gobernador atajó todas las dudas: dijo que el gobierno estatal, y no grupos vinculados a alguna de las diversas expresiones culturales estatales, será quien decida quién estará al frente de ese rubro, que dijo, le interesa mucho. El mandatario advirtió que no dejará que lo presionen quienes han manifestado su opinión sobre el nombramiento del nuevo responsable de la cultura estatal y que, en algún momento aunque de manera anónima, llamaron a salir a las calles para rechazar la designación de Olaf Hernández como nuevo secretario de Cultura. El gobernador salió al paso de las especulaciones, pero ahora su decisión deberá ser plenamente justificada y difícil: cualquier opción por la que se decida será cuestionada por la comunidad cultural. De filón. Sigue la controversia respecto a la compra de vehículos para funcionarios del Instituto Estatal Electoral (IEE) que significó una erogación de 6 millones de pesos. Mientras la consejera presidenta del órgano electoral justificó la compra debido al alto costo de mantenimiento de los vehículos de modelo atrasado, el gobernador opinó que podría haberse optado por un plan de arrendamiento que previera, precisamente, el desgaste futuro de los vehículos. Cada quién defenderá su postura, pero fue un pésimo momento en el que salió a la luz pública esta compra.

No votes yet.
Please wait...

Comentarios