Hace casi un lustro con base en el análisis de la pérdida hegemónica y gradual de poder económico y militar de Estados Unidos de América, su Congreso federal solicitó un plan de acción para fortalecer a sus universidades principalmente en el área de investigación. País que se vio sobrepasado por la formación de doctores por la república China por primera vez, y porque la mayoría de sus doctores formados en ingeniería no fueron residentes americanos. Dicho plan se enfocó en un incremento de financiamiento público para los proyectos de investigación, y para la educación de posgrado, y la obligatoriedad para que tanto, el gobierno federal como los gobiernos estatales incrementaran su apoyo a las universidades estatales, además, de un trabajo intensivo de financiamiento para adquisición de tecnología de punta, con énfasis en la infraestructura y equipamiento científico moderno, y la colaboración entre las universidades de investigación y las empresas para aumentar la innovación, además, que el Estado y las empresas que financiaran investigación en las universidades cubrieran los costos indirectos que los proyectos requirieran para evitar detrimento de estudiantes y que ellos subsidiaran dichos gastos. Y la creación de un fondo especial para financiar la carrera de investigadores jóvenes destacados, además, incrementaron la eficiencia en los posgrados, su calidad y consideraron acortar los tiempos principalmente burocráticos para la graduación de sus doctores y la adaptación de los programas de posgrado a las nuevas demandas de doctores, y que las universidades se comprometieran en mejorar la investigación, la calidad y equidad de la educación pública preuniversitaria y que incluyeran en los grados superiores a jóvenes talentosos de los estratos más pobres y de las minorías étnicas para facilitar la llegada y permanencia de estudiantes de otros países y simplificando los trámites para la obtención de su residencia permanente. Lo anterior, contribuyó a remontar y fortalecer su economía en la actualidad.
Por otro lado, causa beneplácito que se ponga manos a la obra y se encamine de verdad hacia el progreso, con eventos como el cuarto Congreso Internacional de Investigación en Ciencias Económico-Administrativas y del segundo Congreso Internacional del ICSB (International Council For Small Business México AC) “Las Pymes en el desarrollo de México”, en que se firmó dos convenios de colaboración con ICSB y la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM). Signados por el rector de la UAEH y representantes de las instituciones Blanca García Hernández, del (ICSB), y Juan Jiménez Moreno de la (UCLM), y que a decir del rector de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) Humberto Veras Godoy, “estas actividades son fundamentales para desarrollar nuevas competencias en docentes y estudiantes, asimismo permiten visualizar lo fascinante de la investigación y formar redes de trabajo con otras instituciones”. En la que esos convenios permitirán realizar actividades académicas y de investigación científica con el ICSB, asimismo podrán establecerse intercambios estudiantiles entre la UAEH y la UCLM”.

No votes yet.
Please wait...

Comentarios