Ni la crisis ni el confinamiento impidieron a esta pareja captar una imagen para la posteridad. ¿El escenario?, la plaza Independencia, que hoy se encuentra limitada para recibir paseantes, en una nueva realidad que no nos permite siquiera acercarnos al prójimo.

Comentarios