Frena juez orden de captura contra excolaborador de Rosario Robles

189

Para que los delitos de los que se le acusan a Ramón Sosamontes no ameriten prisión preventiva oficiosa

Ciudad de México.- El juez Julio Veredín Sena Velázquez le otorgó la medida cautelar a Ramón Sosamontes para que no pueda ser detenido por la Fiscalía General de la República (FGR), pues es uno de los colaboradores más cercanos de la exsecretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles Berlanga.

El juez federal del séptimo de distrito de amparo en materia penal le dio esa suspensión provisional para que los delitos de los que se le acusan no ameriten prisión preventiva oficiosa. Sosamontes solicitó esa suspensión contra cualquier orden de aprehensión, citación o comparecencia.

“En el supuesto de que la orden de privación de libertad reclamada derive de un delito que no implique prisión preventiva oficiosa, en términos de la fracción segunda, del artículo 166, antes invocado, se concede la suspensión provisional de los actos reclamados… únicamente para el efecto de que el solicitante del amparo no sea aprehendido o privado de su libertad personal, únicamente con motivo de los actos que les atribuye en la demanda de amparo que dio origen a este incidente a las autoridades responsables; ello hasta en tanto se resuelva sobre la suspensión definitiva”, señala el oficio del juez.

Además, se le fijó una garantía de 20 mil pesos que deberá exhibir en los próximos cinco días para que siga vigente la suspensión. Desde 2019 la unidad de inteligencia financiera (UIF) le bloqueó todas sus cuentas bancarias.

Ramón Sosamontes trabajó con Rosario Robles desde que ella era jefa de Gobierno de la Ciudad de México. Fue jefe de oficina de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), eso cuando Robles, involucrada en la llamada Estafa Maestra, encabezó ambas dependencias.

Se le involucra en el caso junto con Emilio Zebadúa, exoficial mayor de Sedesol y Sedatu, ambos presuntamente fungían como firmantes de los contratos irregulares que servían para desviar los recursos de ambas dependencias.

La FGR reveló que los siete convenios que firmaron Zebadúa y Sosamontes en Sedesol y Sedatu ocasionaron un daño al erario por mil 630 millones 616 mil 503 pesos.

Comentarios