Pachuca. Han pasado ya casi 90 años del primer dato que se tiene registrado como inicio de educación sexual formal en México, desde que el secretario de Educación Narciso Bassols, quien con un pensamiento socialista muy avanzado para su época, consideró que era necesario incluir temas de sexualidad en el modelo educativo con dos finalidades principales: disminuir los embarazos no deseados y atender el progresivo aumento de infecciones de transmisión sexual; no obstante, lo sorprendente es que aún en nuestros tiempos estas cifras continúan incrementando día con día pese a los múltiples programas educativos, sociales y de salud, en donde nuestro estado no queda exento.
Para muestra, apenas en mayo del año pasado la Secretaría de Salud de Hidalgo reveló que 25 por ciento de los nacimientos que atiende el hospital obstétrico de la Zona Metropolitana de Pachuca corresponde a mujeres de entre 15 y 19 años, donde además la principal causa registrada fue la no utilización de métodos anticonceptivos de manera puntual y correcta por parte de la juventud.
De la misma forma, el IMSS delegación Hidalgo registró en junio de ese mismo año que los casos de enfermedades de transmisión sexual ocurren principalmente entre las y los jóvenes de 12 a 29 años, quienes frecuentemente desatienden su salud.
Pero ese factor no es el único que afecta a las y los jóvenes hidalguenses ante la falta de información sexual, también se ven dañados los aspectos sociales y culturales, por ejemplo, de acuerdo con el Anuario estadístico y geográfico que presentó el Inegi en 2013, en Hidalgo se contabilizaron 2 mil 441 casos de matrimonios entre menores de 15 a 19 años, esto en 2011 y 2012. Asimismo, en mayo de 2015 la organización civil Letra S Sida y Cultura Ciudadana documentó que, de 1995 a ese año, en Hidalgo sucedieron 13 crímenes por homofobia, siendo el más reciente el de la activista transgénero Fernanda Lavalle, decesos que, además, no han sido esclarecidos.
Y así, la lista puede continuar pasando por una incontable cantidad de problemas que acarrea la desinformación respecto al tema, pero ¿por qué pese a los esfuerzos de autoridades, medios y sociedad, estos siguen ocurriendo?
Quizá, la respuesta radica en que toda esa información que nos dan parece estar ligada al miedo y a los tabúes y clichés que la sociedad se ha encargado de construir a lo largo de la historia, dejando de lado esa realidad de la sexualidad que nos acerca más al placer y a disfrutar de su ejercicio sano y responsable, pero sobre todo, a difundir su práctica con la conciencia del amor y respeto a sí mismos y a los demás.
Es por ello que en este espacio buscamos que accedas a ese mundo oculto del que la sociedad ha querido mantenerte alejado, donde la promoción de la sexualidad y sus implicaciones sea libre, sin tabúes ni clichés, donde podamos hablar del tema sin miramientos, las cosas como son, despertar en ti nuevas ideas y conceptos que te orienten a vivir plenamente tu sexualidad. Así es que ya lo sabes, desde hoy estas invitado a dar un viaje lleno de aventura y carente de pudor, en donde estamos decididos a lograr una sola cosa, ¡que lo prohibido esté de moda!

Consideraciones

  • Si te quedaste picado,
    no te preocupes, tenemos más de donde salió esto para mantenerte despierto toda la noche, por eso visita www.revistadandoydando.com.mx o búscanos en Facebook como Revista Dando y Dando, donde tenemos más para darte de qué hablar

Comentarios