Para quienes piensan que vivimos en una isla, quizá no encuentren una explicación clara respecto a la decisión de Amazon de no invertir en Hidalgo ni en otra entidad del país. La empresa de comercio electrónico al menudeo tenía a Hidalgo entre sus posibles destinos de inversión. También tenía como opciones a Querétaro y Chihuahua, pero al final decidió descartarlas. Ahora Amazon solo piensa en 20 ciudades, 19 en Estados Unidos y una en Canadá. Según las fuentes que anunciaron la cancelación de los planes por invertir en México, la razón atrás de esa decisión se encuentra en la reforma fiscal impulsada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Los cambios impositivos básicamente tienen el propósito de recortar impuestos a las empresas. Con ello, por ejemplo, se redujo el monto que la mayoría de las familias con hijos menores pagarán al Servicio de Impuestos Internos en los próximos ocho años. Esta medida que plantea incentivos fiscales ha hecho que las empresas que tienen inversiones fuera de EU volteen los ojos a su país de origen. La pregunta es si México actuará para enfrentar esa nueva realidad o dejará que la inversión estadunidense regrese a casa. El primer triunfo de Trump durante su gobierno, ya le pegó a la entidad. Aunque no lo crea. De filón. El diputado federal por Hidalgo Alejandro González Murillo renunció al Partido Encuentro Social (PES). Una víctima más del pragmatismo con que se llevan a cabo estas elecciones.

Comentarios