Ingresan migrantes a México por el río Suchiate

85

Suchiate.- Integrantes de la Caminata Migrante que no esperaron el ingreso documentado a México por parte de las autoridades migratorias cruzaron al país a través del río Suchiate.
Tras una larga noche en la que no lograron conciliar el sueño debido al calor y a los mosquitos, algunos migrantes madrugaron ayer para atravesar el caudal a bordo de las balsas hechizas en las que pagaron 10 quetzales, unos 24 pesos.

“Pasamos la noche desvelándonos porque nos pudimos dormir”, dijo Huatiry Arriaga, migrante hondureña.

La noche de ayer, la Secretaría de Gobernación y la Cancillería informaron que casi 900 migrantes intentaron cruzar por esa vía.

Otros, al ver que la mayoría de sus compañeros seguían esperando sobre el puente internacional Rodolfo Robles optaron por aventarse al río.

Aprovecharon que todos los agentes de la Policía federal y del Instituto Nacional de Migración (INM) estaban concentrados arriba, en el puente, conteniendo a la caravana.

“Nosotros nos desesperamos porque llevamos niños y a esas alturas ya no tenemos dinero para estar aquí, y estar en el puente significa más días y gastar más, eso nos ha llevado a tomar la decisión de cruzar el río”, contó Wendy Orellana mientras estaba a bordo de una balsa, junto a su hija y su esposo.

Incluso, a lo largo de la carretera de Suchiate a Tapachula, Chiapas, no hay puestos itinerantes de inspecciones del INM, según se constató en un recorrido.
Lo anterior derivó en que algunos migrantes hayan avanzado hacia Tapachula, donde esperan que la caravana llegue hoy.

“Lo que México trata de evitar es que se observe un ingreso masivo de indocumentados, aunque prevalece una especie de paso hormiga por el afluente que sirve de división natural entre México y Guatemala”, dijo un activista.

Sobre el puente, los mismos hondureños trataron de ordenarse para agilizar el paso a México; hicieron una lista y varias filas.

Las autoridades migratorias y los centroamericanos acordaron el acceso al país en grupos de 40, dando prioridad a mujeres con sus hijos y menores no acompañados.

Eva Fernández, integrante de la organización civil Yo Amo a Honduras, aseguró que la noche del viernes sostuvieron una reunión con autoridades mexicanas donde se hizo el compromiso de dar la condición de asilo a todos los integrantes de la Caminata Migrante.

“A todo el hondureño que se quiera quedar en México como refugiado político no lo pueden deportar para Honduras porque allá perecen sus vidas”, aseveró.

Además, para evitar que se repitan intentos de irrupciones como las del pasado viernes, ellos mismos han establecido filtros mediante vallas humanas.

En el lado mexicano, la Policía federal colocó un muro metálico para prevenir cualquier “situación no controlada”, así lo dijo un mando del INM que atiende a los migrantes.

Ingreso documentado

El gobierno mexicano atendió ayer a 640 migrantes de la caravana que presentaron solicitud de refugio en México, informó la Secretaría de Gobernación y la Cancillería en un comunicado conjunto.

Los migrantes que solicitaron refugio fueron traslados a la estación migratoria de Tapachula, Chiapas.

Agregaron que aproximadamente 500 personas manifestaron su interés de regresar a Honduras, por lo que fueron apoyados.

Comentarios