Inspecciona Semot unidades de transporte público

597
semot
Tienen el objetivo de certificar que reúnan las condiciones para el funcionamiento

Pachuca

La Secretaría de Movilidad y Transporte estatal (Semot), a través del Sistema de Transporte Convencional de Hidalgo (STCH), realizó mil 21 inspecciones vehiculares en toda la entidad en lo que va del año.
En un comunicado de prensa, la dependencia explicó que las inspecciones tienen el objetivo de certificar que las unidades de transporte público reúnan las condiciones físicas y mecánicas necesarias para su seguro y eficaz funcionamiento, así como corroborar que se encuentren en aptitud de brindar el servicio al que es destinado.
En lo que va de 2017, personal ubicado en las instalaciones del STCH de la capital hidalguense y en las coordinaciones regionales de Tulancingo, Tula-Tepeji, Ixmiquilpan, Actopan y Huejutla llevó a cabo 724 inspecciones vehiculares a transporte público en modalidad individual (taxi) 285 a colectivas y 12 a transporte de carga.

Revista vehicular

Según la Semot, los requisitos necesarios para llevar a cabo la revista vehicular son: orden y recibo de pago; factura de la unidad a nombre del concesionario, en el supuesto de responsiva de compra-venta, presentar copia del INE del vendedor; póliza de seguro, vigente y con las coberturas autorizadas; verificación ambiental; tarjeta de circulación; credencial de elector; y en caso de vehículos fuera de vigencia, prórroga vigente.
La persona facultada para firmar es únicamente el concesionario y/o permisionario. La documentación se presentará en original y una copia. El costo es de 301.96 pesos.
Por ley, todas las unidades que presten el servicio de transporte público en el estado son verificadas e inspeccionadas anualmente por la dependencia.
De igual manera, e independientemente de la revista vehicular anual, la ley también dispone que los vehículos del servicio de transporte puedan ser inspeccionados cuando circulen en la vía pública de competencia estatal a través de operativos por parte de inspectores autorizados y acreditados por la dirección de vigilancia y supervisión del STCH.
Por su parte, el secretario de Movilidad y Transporte Rufino León Tovar llamó a los concesionarios y operadores de transporte público a cumplir con ese requisito fundamental.
El propósito, recordó, es garantizar que las unidades de transporte público circulen y presten servicio en óptimas condiciones de seguridad, funcionalidad, comodidad e higiene. Además con esta acción se protege y preserva la integridad y vida de los demás usuarios de la vía pública.

Comentarios