Estos recursos representan más del doble de lo destinado en el mismo rubro en los dos sexenios anteriores

ELIZABETH RODRÍGUEZ MORA / NOTIMEX

Ciudad de México.- El director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Zoé Robledo Aburto, aseguró que el próximo año destinarán alrededor de 12 mil 712 millones de pesos para infraestructura y equipo, lo que representa más del doble de lo destinado en el mismo rubro en los dos sexenios anteriores.

Al comparecer ante las comisiones de salud y de seguridad social del Senado de la República, en el marco de la glosa del Primer Informe de Gobierno, añadió que el próximo año se asignarán tres mil 600 millones de pesos para cinco mil 177 plazas nuevas de médicos y mil 736 de enfermería.

El reto para el IMSS es resarcir el rezago y las deudas históricas con los mexicanos, pero sin heredar a las futuras generaciones una institución financieramente inviable.

 “Para ello, es necesario reorientar sustancialmente nuestro presupuesto, para darle un sentido social humano, privilegiar el ahorro y la construcción de reservas sobre la salud y la atención”, afirmó.

Robledo Aburto precisó que el presupuesto que invertirán se construyó con base en tres primicias: mejorar el aprovechamiento de la infraestructura existente; incrementar la productividad hospitalaria, y garantizar el equilibrio financiero.

El IMSS tiene la responsabilidad de atender la salud y enfermedad de poco más de la mitad de la población, pues la cobertura es de 83 millones de personas, y es atendida a través de mil 500 unidades médicas familiares, 248 hospitales de segundo nivel, que representan 34 mil camas.

“Es decir, tenemos un gran infraestructura pero aun así sigue insuficiente, porque entre otras cosas, no está siendo utilizada en su máximo potencial, y una parte es por la falta de personal.

Esto, es lo que ha ido generando que aumente en tres millones el número de pacientes en consulta de especialidades con diferimientos de citas y 10 mil pacientes con diferimiento de cirugía programas, y unos tienen que esperar, a veces, hasta 30 días”, expuso.

Para contrarrestar lo anterior y evitar pérdida de tiempo a derechohabientes, añadió, la inversión será de mil millones de pesos en unidades médicas de tiempo completo, con lo que se ampliarán horarios de quirófanos a turnos vespertinos y fin de semana, con hospitales de tiempo completo se operarán todos los días de la semana.

Dato

El reto para el IMSS es resarcir el rezago y las deudas históricas con los mexicanos, pero sin heredar a las futuras generaciones una institución financieramente inviable

Comentarios