La Churumbela, con los preparativos del Encuentro en el Bosque

1265
churumbela

Libre por convicción Independiente de Hidalgo recorrió el pequeño paraíso escondido en Acaxochitlán

Acaxochitlán

Son poquito más de las 11 de la mañana, en un día que jurábamos iba a ser soleado, no en Acaxochitlán, aquí la lluvia arrecia y promete quedarse por el resto de la mañana.
Luego de pedir indicaciones en el centro del pueblo a un amable taxista, nos dirigimos a lo que los habitantes conocen como La Desviación y que nos lleva a la entrada de La Churumbela.
Escondida en medio de un frondoso bosque, una reja de alambre nos recibe y tenemos que retroceder unos metros para bajar por un lodoso camino, a lado de la entrada hay una pequeña capilla, el taxista estaba en lo cierto cuando nos dio la indicación.
Nos recibe amablemente Martín Sánchez, uno de los coordinadores del Encuentro en el Bosque, que tendrá diferentes actividades que buscan hacer un llamado a la preservación de la naturaleza, nosotros vamos a conocer más de ese festival.
Cuatro perros también nos reciben al igual que la lluvia que se hace más copiosa, entramos rápido por la cocina de la finca y el aroma del café también nos da la bienvenida, al igual que Cecilia y Pablo, el cocinero de la finca.
Nos invitan a almorzar huevos a la mexicana y frijoles refritos con una taza de café, y mientras degustamos los alimentos, Martín nos platica que el sábado 24, desde las 11 horas, la finca recibirá al público para crear una comunión entre personas para estar en un espacio natural donde habrá música de relajación, gastronomía y algunos talleres con temas como la hidroponía y la permacultura.

“Lo que buscamos es la sustentabilidad, aprovechamiento del agua, el cuidado de los animales que aquí viven e impulsar la economía de los habitantes, va a haber módulos de artesanías, bebidas y comida, entre otras.”
Charla sobre las actividades más importantes del evento: “El recorrido de los duendes” y “La noche de luciérnagas”, con esto, nos invita a realizar el mismo recorrido que darán los asistentes el sábado.

Salimos en medio de la lluvia, el pasto verde y las hojas de los árboles en tonos terrosos amortiguan los pasos que damos, encontramos el taller donde el argentino Carlos Fernández elabora con materiales propios del lugar las figuras de los duendes.
A nuestro paso, Martín relata lo que se pretende hacer en la finca, propiedad de Luis Nestor Ortiz Elizalde; hay un criadero de trucha arcoíris y un pequeño restaurante sirve un menú con ese pez, además que acondiciona un espacio para un spa, la intención es que las persones continúen visitando la finca y aprendiendo de lo que la naturaleza ofrece en su máximo esplendor.
Los duendes aparecen, grandes, pequeños, todos integrados de manera orgánica y de acuerdo con Martín, colocados según la energía que proveen los seres elementales.

“Cuando se oculta el Sol y como es época de apareamiento de luciérnagas aquí aparecen, por lo que esperamos cerca de 700 personas, el espacio está abierto de viernes a domingo pero buscamos hacer talleres para aprovechar todo esto.”

En medio del bosque ya se instala el escenario que alojará a grupos como Aire Nuevo, Qüirio, Viento Wirikuta, Sarmad y Olinka; habrá también danzas prehispánicas y charlas con investigadores de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo.
Cuando terminamos el recorrido y antes de regresar a Pachuca, Martín nos recuerda que el donativo para ser parte de esta experiencia en el bosque es de 150 pesos para adultos, 80 para niños y un producto de la canasta básica que será donado a los más necesitados; el costo incluye comida buffet, el camping requiere un donativo de 50 pesos por tienda y esperan que la noche termine con el sonido de los tradicionales huapangos.

Detalles

  • El sábado 24 de junio,
    desde las 11 horas, la finca creará una comunión entre personas para estar en un espacio natural donde habrá música de relajación, gastronomía y algunos talleres con temas como la hidroponía y la permacultura
Rating: 4.0. From 1 vote.
Please wait...

Comentarios