El robo de hidrocarburo es un delito que últimamente se ha vuelto muy popular. Conocido como huachicoleo, esta actividad provoca no solo pérdidas millonarias para la empresa Petróleos Mexicanos (Pemex), sino que también induce daños al medioambiente, a la seguridad pública e incluso a quienes consumen de manera ilícita el combustible, pues éste no está listo para mover un motor sin afectarlo en sus condiciones mecánicas. Una investigación realizada por el reportero David Padilla y que publicamos en esta edición muestra los daños que tiene esa práctica ilegal para nuestra entidad. En Hidalgo, los ordeñadores tienen bien detectados los oleoductos y gasoductos que cruzan el territorio estatal como el de Poza Rica-Cima de Togo-Tula, Tula-Palmitas-Toluca, Nopala-San Juan del Río; Venta de Carpio-Santa Ana, Tula-Salamanca y Nuevo Teapa-Salamanca, que atraviesan el subsuelo de Tula, Huichapan, Tepeji, Atitalaquia, Cuautepec, Pachuca y Mineral de la Reforma, entre otras demarcaciones. En esos municipios, según Pemex, encontraron tan solo durante el primer cuatrimestre del año, 140 tomas clandestinas. De enero de 2016 a junio de 2017, según cifras de la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo (SSPH), aseguraron 737 mil 578.5 litros de hidrocarburo, cifra que refleja la magnitud del robo a las venas de la empresa productiva del Estado tan solo en la entidad. Estamos hablando de casi un millón de litros en solamente año y medio. Lo contrastante es que las instituciones de seguridad pública solamente tienen en la mira a 60 probables responsables del desfalco. ¿Qué debe hacer el Estado, el conjunto de instituciones que da forma a nuestra República, para detener este robo? Para empezar, no vayan tan lejos: coordínense para que la Policía estatal no tenga que esperar a que llegue la PGR para actuar. De filón. Las elecciones en el Estado de México, aún sin ganador al cierre de esta edición, muestran una cosa: la elección de 2018 no será fácil para nadie. El PRI ya no es la maquinaria que aplastaba a sus oponentes, ni en el emblemático Estado de México.

No votes yet.
Please wait...

Comentarios