Internacionalización en Hidalgo

En línea con lo anterior, cabe destacar el esfuerzo especial realizado por la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo, a través de su Secretaría de Desarrollo Internacional, que ha organizado y coordinado efectivamente el trabajo institucional de las dependencias universitarias e impulsado a la UAEH para que avance considerablemente en los rankings nacionales e internacionales, colocándose en el número ocho nacional y en el lugar 46 de Latinoamérica, lo que representa un esfuerzo institucional sin precedentes.
La UAEH ha entendido bien el modelo de internacionalización y ha logrado organizar su trabajo institucional para que sea adecuadamente calificado por las instituciones especializadas, conforme a parámetros que son aplicables a todas las universidades del mundo. Este trabajo incluye la certificación en la calidad de la gran mayoría de los programas educativos de la institución, así como la auditoría continua de sus procesos. Asimismo, existe un adecuado programa de incentivos que fomenta la profesionalización del profesorado y de los cuerpos académicos institucionales, así como la calidad de la investigación y la docencia. Adicionalmente, la institución cuenta con una excelente administración, que –a diferencia de muchas universidades de otros estados– le permite conservar finanzas sanas y desarrollar constantemente proyectos de infraestructura en beneficio del estado y su población.
La gestión del maestro Humberto Augusto Veras Godoy en la rectoría ha logrado avances muy importantes y cimentar una nueva cultura universitaria orientada hacia la globalización. Sin embargo, aún falta mucho por hacer en la UAEH, para colocarla a la vanguardia de las universidades mexicanas. La institución va por buen camino, pero resulta indispensable permanecer en guardia y en vigilancia continua de que los procesos internos se acoplen a los parámetros de medición internacionales. Asimismo, es muy importante iniciar el proceso de docencia en idiomas diversos al español, y no me refiero a la enseñanza de otros idiomas, sino a la posibilidad de que la institución sea un lugar que permita atraer a los mejores estudiantes internacionales, que generalmente estudian en idioma inglés.
El inglés es el idioma universal de la academia hace muchos años, y los programas educativos de calidad que se imparten en el mundo son en inglés. No importa si la universidad está en China, Corea, Japón, Alemania, Bélgica, Francia o Finlandia (ninguno angloparlante), los programas se enseñan en inglés para atraer a extranjeros mexicanos, brasileños, rusos, suecos, hindús, indonesios, que tampoco hablan como lengua materna el idioma inglés, pero que se comunican adecuadamente en ese idioma para efectos académicos.
La UAEH, a través de su dirección universitaria de idiomas, también hace un esfuerzo ejemplar, al que me referiré en otro artículo, para que sus profesores y estudiantes sean competentes en otras lenguas, especialmente el inglés. Ahora la tarea es crear programas académicos que nos permitan el real intercambio de estudiantes y docentes hacia la internacionalización. Se espera que esta idea pueda llevarse a buen cauce en los próximos años, lo que permitirá a la UAEH avanzar un peldaño más.
En conclusión, se entiende que la internacionalización se refiere al proceso de definición e implementación de las políticas y programas para integrar las dimensiones internacional e intercultural en todo el que hacer de las instituciones de educación superior; por la cual se tiende a formalizar los beneficios de la cooperación internacional para la comunidad de educación superior en general. Esto significa que la educación superior debe ser repensada, desde su misión y funciones, y estilo de gestión, pasando por el necesario cambio cultural, hasta la forma de llevar a cabo la investigación y brindar servicios a la comunidad. Esta es la tarea que toca realizar a las autoridades de la UAEH en los próximos años.

[email protected]

No votes yet.
Please wait...

Comentarios