Las comunidades indígenas de Hidalgo

2573
historia

Consejero editorial

Dentro de las publicaciones del Fondo Editorial de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) se localizan 14 volúmenes que dan cuenta del trabajo profesional desarrollado dentro de las líneas de investigación de los cuerpos académicos y los profesores de la institución para conocer y registrar el acontecer de algunas comunidades indígenas localizadas ancestralmente en regiones de la entidad. Estos materiales aparecen bajo el título Las comunidades indígenas de Hidalgo.
El trabajo de investigación, volcado en material impreso y electrónico, se encuentra disponible para quienes
se interesan por conocer datos básicos de la población, sus comunidades, usos y costumbres.
La investigación se origina en el compromiso social que la universidad tiene para conocer, atender y proponer soluciones a problemas del entorno con el fin de contribuir al desarrollo integral de Hidalgo.
El trabajo tiene como punto de partida una de las líneas de generación y aplicación del conocimiento que se cultivan en la institución y que son encabezadas, desde el seno de la academia, por profesores investigadores que reúnen el perfil para practicar, de manera metodológica, trabajos de campo y registro que puedan ser de utilidad
en la elaboración de políticas públicas en materia de desarrollo social.
Los autores inician el texto expresando que la gran riqueza cultural de México la constituyen, entre otras cosas, las comunidades originarias que con la preservación centenaria de sus culturas, costumbres y cosmovisiones nos hacen un país diverso, multicultural y también multilingüístico, reconocido por la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y amparado por diversos organismos internacionales que buscan tutelar los derechos de estos pueblos para que sus tradiciones y formas de organización se mantengan vivas.
En este ámbito Hidalgo tiene un papel preponderante. De acuerdo con las cifras del Censo de Población de 2010 del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi), nuestra entidad se ubica por arriba de la media nacional en el número de indígenas, motivo por el cual conocer sus pueblos y comunidades es muy importante para entendernos y comprender nuestra pluralidad.
En respuesta a estas cifras oficiales, el Poder Legislativo del Estado Libre y Soberano de Hidalgo, a través de su 61 Legislatura, buscó armonizar diversas leyes donde los pueblos y comunidades indígenas fueran reconocidos para tener acceso a diversos derechos y beneficios: decreto que reforma y adiciona diversos artículos de la Ley de Derechos y Cultura Indígena para el Estado de Hidalgo, que se publicó en el Periódico Oficial del Gobierno del Estado de Hidalgo el 24 de marzo de 2014. En dicha disposición se encuentran identificadas, con la categoría de indígenas, más de mil comunidades de 31 municipios hidalguenses.
En esa labor participaron el Congreso del estado, la Comisión para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), el gobierno estatal y la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo a través de la participación de investigadores de la máxima casa de estudios.
Se obtuvo información de esas comunidades siguiendo un guion previamente discutido y aprobado por el claustro de académicos del Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades. De gran relevancia fue la participación de diversas generaciones de estudiantes, las que colaboraron en el levantamiento de datos y el registro de trabajo de campo.
Esos 14 volúmenes recogen los aspectos esenciales de las comunidades indígenas de los municipios de Cardonal, San Salvador, Zimapán y una parte de la región de Ixmiquilpan.
La obra se divide en 10 capítulos: 1. Identificación general, 2. Cronología histórica mínima, 3. Ciclo anual (actividades económicas, emigración, ritos, fiestas y modo de celebración), 4. Croquis regional y de la localidad, 5. Adscripción y prácticas culturales, 6. Las asambleas. ¿Qué tipo de asambleas hay?, 7. Estructura interna, 8. Participación de la mujer en la organización interna, 9. Presencia del trabajo de beneficio común (faena o servicio público) y 10. Costumbre jurídica, resolución de conflictos, tipificación de faltas y delitos.
Como puede observarse a lo largo del texto, la pluralidad de tópicos abordados para cada una de las comunidades estudiadas permite que los interesados que se acerquen a su consulta puedan encontrar información de diversos aspectos de las comunidades indígenas, que sin duda llevarán a diseñar y proponer nuevas investigaciones sobre los pueblos originarios que todavía conservan sus costumbres y formas de organización. Todo ello se sustenta en datos como: croquis regionales de las localidades, construcciones religiosas, prácticas pagano-religiosas, aspectos agrícolas, vestimenta, artesanías, creencias, medicina tradicional, infraestructura educativa y deportiva, todos ellos importantes en la vida cotidiana de las comunidades.
La metodología empleada para el estudio de las comunidades indígenas en el universo del estado de Hidalgo fue propuesta por el grupo de investigadores universitarios: Lydia Raesfel, Silvia Mendoza Mendoza, Karina Pizarro Hernández, Dalia Cortés Rivera, Rosa Elena Durán González, María Félix Quezada Ramírez, Enrique J Nieto Estrada, Sócrates López Pére, José Aurelio Granados Alcantar y Martín Castro Guzmán.
Los resultados quedaron asentados en la serie Las comunidades indígenas de Hidalgo, coordinada para su edición por los investigadores citados y publicado bajo el sello editorial de la UAEH en 2013.
He aquí una obra que, al consultarla, permitirá asomarnos a los fascinantes mundos indígenas que pueblan nuestro estado y nuestro país.

Comentarios