El titular de la aún Secretaría de Planeación Lamán Carranza Ramírez aclaró las cifras respecto a la reestructuración del área de planeación del gobierno estatal. En vías de extinción, la Secretaría de Planeación devendrá en la unidad de planeación y prospectiva, una vez que termine el proceso de su extinción. Esto lleva implícito, además de los cambios en los fundamentos administrativos, una reestructura en el personal que trabaja en esa área. En concreto, Lamán Carranza explicó que hasta ayer el gobierno estatal había aceptado la renuncia de 300 personas. No obstante, el funcionario dijo que la cifra de trabajadores que dejará de trabajar para la Secretaría de Planeación aumentará a 400. Esta situación tiene muy nerviosos a los burócratas del gobierno estatal pues no tienen certeza sobre si este proceso continuará o está por llegar a su fin. El propio Lamán dijo que las personas que han aceptado su renuncia tendrán a salvo sus derechos laborales y serán liquidadas conforme a la ley. El problema, y que han manifestado trabajadores a través de testimonios, es que los últimos en enterarse sobre su futuro laboral son ellos. Y no siempre les informan sobre sus derechos. Habrá que seguir este proceso de cerca, porque seguramente dará más de qué hablar. De filón. Hidalgo y casi todo el país muestra un proceso de desaceleración económica que nos debe hacer pensar en qué medidas tomaremos para no caer en una crisis más profunda. Ahora no solo es que la economía interna no crezca, también están los factores externos como el alza en el precio de los energéticos y el encarecimiento del dólar, que ya pegaron a las empresas locales que se han visto en la necesidad de recurrir a paros técnicos y recorte de personal. Lo peor es que no se ve luz al final del camino.

No votes yet.
Please wait...

Comentarios