Los muertos invisibles

463
Logo Ala Independiente de Hidalgo

La tabla de mortandad desde que inició la pandemia en México ha sido objeto de cuestionamientos, incluso de algunos gobiernos estatales que argumentan que las cifras no encajan con la realidad. México amanece hoy con 385 mil 36 casos positivos y 43 mil defunciones por el Covid-19. Con 127 millones de habitantes, es el cuarto país con más muertes, resultado de la infección con el nuevo coronavirus. Esos son los datos oficiales, sin embargo, detrás de la tragedia podrían esconderse cifras demoledoras. ¿Qué pasa con las personas infectadas que mueren sin haber pisado un hospital? Es una pregunta recurrente. De acuerdo con un estudio de la revista Nexos, 27 mil 394 personas murieron en Ciudad de México de marzo a mayo de este año, más del doble de lo normal. Durante ese periodo el gobierno mexicano solo reportó menos de 4 mil muertes por coronavirus en la capital. Algo no cuadra. Por ejemplo, el sistema de salud solamente hace pruebas a aquellos pacientes que están muy graves o a personas que tienen infección respiratoria aguda. Y para que se pueda poner en el acta de defunción que alguien falleció por Covid-19 tiene que tener una prueba positiva. La estimación del exceso de mortalidad, ejercicio que se desarrolla en conjunto con diferentes organismos como la Organización Panamericana de la Salud, permitirá identificar cuál es la consecuencia de esta epidemia, dio a conocer en reciente encuentro con medios, el subsecretario Hugo López-Gatell. Pero no hay que darle muchas vueltas al asunto, México e Hidalgo tienen en común problemas que ensombrecen el panorama. Diabetes, hipertensión, obesidad, tabaquismo y alcoholismo, son factores de riesgo que engrosan silenciosamente las cifras mortales. De acuerdo con el Registro Nacional de Población, en 2019 hubo en el país 686 mil 541 defunciones; el mismo organismo reporta del primero de enero al 19 de julio de 2020 un total de 459 mil 229 muertes. Exorbitante diferencia a seis meses para que acabe el año. Hidalgo ocupa el lugar 10 en el registro de “exceso de mortalidad”. Los factores siguen siendo los mismos que se mencionan arriba. La Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut) 2012 reporta una prevalencia de obesidad de 8.2 por ciento en menores de cinco años. En la población adulta de 20 y más años el 70.1 por ciento presenta exceso de peso. ¿Otro dato? En Hidalgo de acuerdo con la misma encuesta, solo 23 por ciento de los adultos de 20 años o más se realizó una prueba de glucosa en sangre en los 12 meses anteriores a la encuesta. De filón. Cada vez son más las voces que se suman para que los comicios municipales se realicen hasta que Hidalgo esté en semáforo verde, de ser así se debe garantizar que no haya concejos municipales improvisados pues la esperanza va para largo.

Comentarios