Los otros fumadores pasivos: menores de edad

255
independiente

 Al exponerse puede causar infecciones en el oído medio, dañar la función pulmonar e inclusive en casos extremos sufrir el síndrome de muerte súbita infantil

TANAÍRI ARREDONDO/ IMSS HIDALGO
Pachuca

Las personas fumadoras están expuestas a desarrollar múltiples malestares, sin embargo, existen los que se exponen pero sin realizar la acción de fumar, es decir, los fumadores pasivos, en ese sentido, existe un grupo poblacional vulnerable, los menores de edad.
Una de las principales sustancias que contiene el tabaco es el alquitrán, ese compuesto afecta directamente los pulmones al cubrirlos de químicos dañinos, el tabaquismo crónico se caracteriza por trastornos respiratorios, digestivos, cardiocirculatorios y por su capacidad cancerígena.
El ser un fumador pasivo (respirar el humo de fumadores activos) puede generar graves consecuencias en la salud, afectando tanto a adultos como niños siendo estos últimos más susceptibles, causando infecciones en el oído medio, dañar la función pulmonar e inclusive, en casos extremos, sufrir el síndrome de muerte súbita infantil.
De lo anterior, la doctora Adriana Bustamante Cruz aseveró que el humo del tabaco, aunque solo sea respirado, tiene en ocasiones consecuencias fatales como las de los fumadores activos: tos, problemas dentales, hipertensión arterial, incluso cáncer pulmonar.

Cuando se fuma en ambientes cerrados como en la casa u oficina, las sustancias permanecen en el ambiente durante varias horas, incluso días, entonces, el ventilar el lugar abriendo puerta y ventanas pegadas a cortinados, muebles, alfombras, la ropa y el cabello no es suficiente ya que el olor se va pero las sustancias quedan pegadas, por lo que se recomienda consumir tabaco fuera de los ambientes cerrados, como en patios, terrazas o balcones.

Asimismo, es muy común que los menores de edad repitan o copien las acciones de los padres, por lo que si se quiere evitar que crezcan y se conviertan en fumadores activos, lo más recomendable es dejar ese hábito, que a la par ayudará a llevar un estilo de vida más saludable y prevenir enfermedades crónicas.
Sin embargo, un factor importante es el embarazo, por lo que especialistas recomiendan a las mujeres evitar fumar cuando se encuentren en periodo de gestación o evitar que personas fumen cerca del bebé.

+ Riesgos en embarazo

Aborto espontáneo
Alteraciones en el feto
Nacer bajos de peso
Presentar anomalías congénitas
Mayor riesgo de tener
un desarrollo pulmonar
más lento
Mayor riesgo de padecer cáncer de pulmón o problemas del corazón
Muerte súbita en los primeros días de nacido
Infecciones respiratorias, bronquitis, bronquiolitis o neumonía

Comentarios